|18/11/21 03:02 PM

La versión de la mamá del jugador de 17 años baleado por la Policía

La mamá de Lucas dio su versión de como habrían ocurrido los hechos pero hay datos policiales que indican que los hechos podrían haber sucedido de otra forma. Estos son los detalles del caso

Por Redacción

Hay conmoción en el mundo del fútbol porque un chico de 17 años se desempeña el club Barracas Central de la Ciudad de Buenos Aires, recibió un disparo en la cabeza y su vida ahora, ‘pende de un hilo’.

El chico recibió un balazo por parte de la Policía cuando regresaba de entrenar en un vehículo junto con otros tres amigos.

La hipótesis que se hacen hasta el momento es que la Policía abrió fuego contra el chico y sus amigos porque se trataba de un grupo de personas que aparentemente habían querido huir de un control de Seguridad.

El estado de salud del chico de 17 años, es irreversible.

El jovencito de nombre Lucas fue el que se llevó la peor parte pero además en el confuso episodio policial terminaron detenidos los otros dos muchachos que iban con él y un tercero logró escapar.

La madre del futbolista baleado, asegura que se trató de un caso de ‘gatillo fácil’.

 

Los detalles del caso del menor baleado en Barracas

Según la primera versión, cuatro jóvenes circulaban en un vehículo Volkswagen Suran en la calle Luzuriaga del barrio de Barracas, cuando policías de la Ciudad dispararon contra ellos.

La versión de la Policía indica que efectivos de la Comuna 4 buscaron aparentemente, detener la marcha de una VW Suran con cuatro personas a bordo en el cruce de Avenida Vélez Sarsfield con Iriarte. En ese trayecto, el vehículo en el que iba el juvenil de Barracas, habría embestido al móvil no identificable de la brigada y se habría dado a la fuga.

En ese marco se produjeron disparos por parte de los efectivos y la Suran habría seguido su camino por calle Luzuriaga a pesar de los impactos de bala.

El auto fue nuevamente visto en el cruce de las calles Alvarado y Pedriel, sitio en que finalmente detuvo la marcha y la Policía arrestó entonces a dos de los ocupantes mientras que un tercero (Lucas) tenía una herida de bala en la cabeza y un cuarto integrante, escapó de la terrible escena.

La Policía científica de la PFA, estuvo a cargo de las pericias de la escena y estos uniformados, según informó TN, secuestraron una réplica de plástico de un revólver del lado izquierdo del asiento trasero del vehículo en el que viajaban las cuatro personas entre las que se encuentra el menor gravemente herido.

En declaraciones al programa Y Ahora Quién Podrá Ayudarnos, de Radio Con Vos, la mamá de del chico baleado, aseguró que su hijo fue víctima de un caso de “gatillo fácil” y que su estado “es irreversible”.

“Lucas salió de entrenar del club Barracas con cuatro compañeros más, ellos iban a probarse porque en el club estaban buscando chicos: había prueba de su categoría. Si bien él estaba en el club hace algunos años, acompañó a sus amigos que son de Florencio Varela. Cuando salieron de entrenar pararon a comprar un juego, en ese trayecto que suben, porque hasta la señora del kiosco nos dijo que pararon, que se los veía bien, contentos, que venían escuchando música”, remarcó la madre de Lucas.

“Por lo que sabemos, los paró un auto con cuatro policías. Uno de los padres de los chicos nos contó que ellos pensaron que los iban a asaltar, aceleraron y en ese trayecto le dispararon a mi hijo”, dijo la mujer del menor baleado.

“Mi hijo está en manos de Dios. Lo único que me lo puede salvar es un milagro, es una criatura que todos los días se levanta temprano para ir a entrenar, vuelve, duerme una siesta y a la tarde va a la escuela, se cambió de turno para la noche para que pudiese ir a entrenar. La verdad es que me destrozaron la vida, quiero que esto no quede en la nada y que los que hicieron esto, la paguen”, agregó la mujer en el diálogo mediático.

“Solo Lucas fue herido, los otros nenes hasta anoche estaban demorados por un juez de menores. Esto no tiene que quedar en la nada, esto fue un gatillo fácil”, remarcó la progenitora del chico baleado.

 

El comunicado de Barracas Central

El club que supo liderar el ‘Chiqui’ Tapia, actual mandamás de la AFA, emitió un comunicado luego del hecho de violencia en el que terminó gravemente herido el menor que allí jugaba:

“Desde el club queremos hacerle llegar a la familia y amigos de Lucas, jugador de nuestra sexta división, todo el apoyo incondicional por el momento que les está tocando atravesar. Así mismo, el Club se pone a entera disposición de la familia para ayudar a entender lo sucedido y sobre todo rezar por su recuperación”.