Mendoza, Argentina
Mendoza, Argentina

|18/11/20 07:46 AM

En el Senado el Gobierno de Suarez logró aprobar el Presupuesto 2021

Los desacuerdos de la sesión de Diputados se superaron anoche tras largas negociaciones en la Cámara alta, donde la oposición accedió a incrementar los fondos a US$ 160 millones para obras públicas y el oficialismo aceptó el roll over por un año

Las leyes de Avalúo, Impositiva y de Presupuesto 2021 fueron aprobadas con un consenso que no obtuvieron en la Cámara de Diputados. Un paso donde tres muñecas políticas fueron las que se blandieron durante casi siete horas en el edificio del nuevo anexo del Senado. Allí, por iniciativa del vicegobernador Mario Abed, con diferentes propuestas del titular de la Comisión de Hacienda y Presupuesto del Senado, Diego Costarelli y con la apertura y estratégica negociación del jefe de la bancada del Frente de Todos, Lucas Ilardo, se acordó sobre los dos pilares fundamentales que pretendía contar el gobernador Rodolfo Suarez.

Tras todo ese tiempo de arduas negociaciones en las que intervinieron ministros, intendentes y asesores económicos de ambas partes, se acordó al respecto del artículo 38 un roll over por un año y financiamiento por US$ 160.000. En cuanto a las leyes de Avalúo e Impositiva no existió consensos y se aprobaron con lo justo: 22 votos a favor, 15 abstenciones y uno en contra.

Para el bloque justicialista, la abstención lleva un mensaje a la Administración provincial como ya lo hizo en el tratamiento de las tres leyes en la Cámara de Diputados, no estar de acuerdo con aumentos del 29% y hasta el 60% a impuestos determinados. Por el contrario, le propuso a Suarez congelamiento de unos y la quita de otros, para aliviar el grave momento de la mayoría de las empresas, industrias y comercios que sintieron el fuerte golpe de las medidas restrictivas que se tomaron en torno de la pandemia del COVID 19.

Dicen quienes observaron tantas horas que se tomaron oficialismo y oposición para acordar que no fue fácil la distribución de prioridades en obras, como la cristalización de la Maternidad del Hospital Lagomagiore e importantes obras que habrían solicitado, tanto intendentes como ministros del Poder Ejecutivo.

Tras la aprobación de las leyes de avalúo e impositiva y por pedido del Bloque Frente de Todos, se pasó a un cuarto intermedio para terminar de acordar los puntos sobresalientes de la Ley de Presupuesto. Por eso, al cierre de la edición de este diario, no regresaban los senadores al recinto.

 

Consensos, reproches y negativas

El Ciudadano cubrió la prolongada jornada y extrajo opiniones de quienes no apoyaron, como los que apoyaron el consenso que propuso el gobernador Rodolfo Suarez a través del bloque Frente Cambia Mendoza

El senador Lautaro Giménez (FIT) no apoyó ninguna de las tres leyes y expuso: “Hoy es un día realmente muy sombrío para la provincia, por todo lo que está sucediendo, por lo que se vota en esta Legislatura y por la consagración del Presupuesto nacional que se votó en el Congreso nacional bajo el auspicio y las órdenes estrictas del Fondo Monetario Internacional, algo que va a implicar un recorte de las jubilaciones, en el presupuesto para la salud pública, en los fondos que vienen para la educación, en las partidas presupuestarias que se destinan a la tarjeta Alimentar y absolutamente todos los planes sociales que van a quedar muy por debajo de la escalada inflacionaria. Eso va a golpear en Mendoza, como estamos viendo en todos los índices, porque cuando crece la desocupación a nivel nacional, crece más en Mendoza, cuando crece la pobreza crece más rápido en Mendoza que tiene una dependencia muy fuerte con respecto a esos índices económicos, por lo que son los flujos del comercio y de los mismos recursos fiscales”. 

Por su parte, el senador Marcelo Romano, del bloque Ciudadanos por Mendoza, habló con mucha acidez: “Escuché al radicalismo decir que eran salvajes los peronistas, escuché a los peronistas decir que el salvaje era Cornejo. Creo que en medio de todo esto, nosotros, la minoría, trata de cumplir el rol que la democracia nos da con altísimo honor de representar a los ciudadanos, porque lo bueno que existan partidos minoritarios ante las mayorías absolutas de oposición y oficialismo, que seamos escuchados con rol fiscalizador ante este juego que lleva 40 años en la provincia”.

 

El justicialismo, pieza clave del acuerdo alcanzado

Desde su banca el titular del bloque de senadores del Frente de Todos, Lucas Ilardo, dijo: “Es bueno que el Gobierno haya tomado otra postura, de diálogo y de escuchar, para que se lleguen a consensos y a mí no me avergüenza, porque es importante arribar a consensos para siempre que salga una ley por unanimidad. Esto se logra con la Ley de Presupuesto, no así con Avalúo e Impositiva, donde el Partido Justicialista se va a abstener. No vamos a votar estas dos leyes y en especial el artículo 42 de la Ley Impositiva, porque tenemos. La misma que no indica que estamos en el medio de una pandemia con una situación crítica en materia económica y en materia fiscal. Por la misma razón que estamos intentando colaborar para que el Gobierno tenga su Presupuesto, y es sumamente importante que las fuerzas políticas se pongan de acuerdo”. 

En otro tramo aclaró: “No podíamos concebir que por la situación económica apremiante, el gobernador dijo a los trabajadores que no tiene dinero para aumentos de sueldo, mientras en estas leyes pide aumentar impuestos, que la mayoría de esos trabajadores no podrá pagar, como ni siquiera podrá abonar cualquier aumento del transporte, si no aumenta su salario. No es justo”. 

En Mendoza no se deben aumentar los impuestos. Aumentaron pobreza y desocupación superando la media nacional, por eso propusimos congelamiento en impuestos al Automotor e Inmobiliarios. Reducción de los Ingresos Brutos al 50% para aquellas actividades que vieron reducida su capacidad la mitad y una reducción del 80% para aquellas que no pudieron trabajar durante el año”, detalló.

Finalmente fijó: “Queremos otorgar un presupuesto para que el gobernador pague los sueldos, el aguinaldo que debe, la lucha antigranizo que debe y a los proveedores atrasados. Un presupuesto para que el gobernador pueda gobernar al día, sin echarle la culpa a nadie y donde el peronismo cumpla su rol de contralor. Esa es una buena noticia para los mendocinos, donde se le han entregado herramientas para gobernar esta provincia, sin excusas para no hacerlo”.