|14/10/21 02:18 PM

Argentina es el cuarto país con más inflación: ¿cómo nos afecta?

Según un informe del FMI: "Ni el consumidor ni el vendedor sabe qué es caro y qué es barato", advirtió el economista José Vargas con respecto al efecto en la vida diaria

Esta semana se dio a conocer un informe lapidario para Argentina, en el que ubican al país como el cuarto con mayor tasa de inflación a nivel mundial. El relevamiento fue realizado por el Fondo Monetario Internacional (FMI). ¿Cómo nos afecta en el día a día?

De acuerdo a los datos ofrecidos, sólo 26 de los 200 países analizados tienen aumento de precios que anualmente superan los dos dígitos.

El trabajo se realizó tomando como base de Argentina el último dato del Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) que realiza el Banco Central entre las principales consultoras. El mismo arroja una proyección de 48,4% para el año en curso.

"En los últimos tres o cuatro años, venimos con niveles de inflación sumamente altos. En el 2018 y 2019, por encima del 50%; 2020, año de pandemia, sin actividad económica: 36% anual. Lamentablemente, Argentina tiene estructuralmente un problema inflacionario, desde hace muchas décadas", indicó el economista José Vargas a El Ciudadano.

En tanto, explicó que el hecho de que nuestro país se encuentre en este ranking internacional, "implica que los inversores del mundo no miren con buenos ojos a la Argentina. Para invertir buscan países más previsibles, que tengan crecimiento sostenido, que no tengan altísimos niveles de inflación, porque la inflación desvirtúa cualquier tipo de proyección".

 

Ranking mundial de inflación 2021

El top tres está compuesto por: Venezuela, con 2.700%; Sudán, con 115,5% y Surinam, con 48,6%.

En quinto lugar, y muy cerca de Argentina, aparece Yemen (45%), mientras que el sexto casillero le pertenece a Zimbabue (41%).

Los cuatro restantes para completar los diez primeros son: Irán (30%), Zambia (23,2%), Angola (22%) y Benín (22%).

Desde el FMI dijeron estar “asustados” por los pronósticos de inflación anual de 3,5% en los países desarrollados. Sin embargo, pronostican que la suba de precios en esos países volverá a ser del 2% en el primer semestre de 2022, en línea con los objetivos de los bancos centrales.

 

¿Cómo nos afecta en el día a día?

Vargas indicó que esta clasificación repercute en el día a día a los ciudadanos, principalmente por su influencia en la canasta básica.

"La inflación desvirtúa completamente la situación económica diaria, porque se pierde referencia. Ni el consumidor ni el vendedor sabe qué es caro y qué es barato, porque los precios suben todos los días. Uno no sabe a cuánto va a reponer si es vendedor, ni tampoco sabe a cuánto va a comprar un producto si es comprador", planteó.

Y aseveró: "Mayor nivel de inflación implica menor nivel de inversiones, pérdida de ventas en las empresas, desempleo, pérdida del poder adquisitivo. Desde mi punto de vista, la inflación es la variable más nefasta que hay en la economía".

Por último, advirtió que estamos frente a un mayor incremento inflacionario, principalmente porque "hay una serie de variables que hay que empezar a descongelar, como las tarifas de servicios públicos y el precio de los combustibles". Además, prevén que el efecto de las urnas se traslade al precio del dólar en diciembre.