Buenos Aires, Argentina
Mendoza, Argentina

|10/12/19 07:24 AM

Alberto Fernández asume como presidente de Argentina

Los actos protocolares arrancarán a las 11 en el Congreso de la Nación y finalizarán con un festival musical en el frente de la Casa Rosada

Por Redacción

El presidente electo, Alberto Fernández, asumirá hoy como el próximo jefe de Estado de la Argentina y comenzará una nueva etapa política, acompañado por su vicepresidenta Cristina Kirchner y el equipo de ministros que presentó el viernes pasado.

El exjefe de Gabinete ingresará por la explanada a las 11:45 luego de que lo hagan, minutos antes, el presidente saliente, Mauricio Macri, y la vicepresidenta electa, Cristina Kirchner.

Según detalló Fernández la semana pasada, llegará al Congreso en su propio automóvil, escoltado por Granaderos.

Luego de que la fórmula presidencial ganadora en las últimas elecciones preste juramento, y de la entrega de los atributos de mando por parte de Macri, Fernández pronunciará su mensaje como jefe de Estado ante la Asamblea Legislativa.

Legisladores nacionales y distintas personalidades arribaron al Congreso de la Nación para participar de la ceremonia de asunción de Alberto Fernández al frente de la Presidencia.

Los diputados y senadores nacionales ya se encontraban en el recinto del Palacio Legislativo para el acto que comenzará en escasos minutos.

En tanto, dirigentes como Adolfo Pérez Esquivel, Claudia Piñeiro, Daniel Funes de Rioja y Aníbal Fernández son algunas de las personalidades de distintos ámbitos que estaban en los palcos como invitados.

En las calles, tanto en la zona aledaña a la Plaza de Mayo y al Congreso, comenzaron a concentrarse sindicatos, organizaciones sociales y políticas.

En la tarde del lunes, Fernández repasó los ejes del discurso que pronunciará hoy ante la Asamblea Legislativa.

Las palabras de Alberto Fernández antes de jurar 

El presidente electo subrayó esta mañana que espera que "todos entiendan que el escenario es muy feo", al tiempo que remarcó que los sectores más vulnerables "rápidamente" se van a ver beneficiados y "no van a tener que dejar pasar uno, dos, tres semestres".

"Quiero que todos entiendan que el escenario es muy feo y, como el problema es grande, tenemos que ir despacio. Tenemos que saber que el rumbo que tenía el país va a cambiar. Hay que hacer que la gente sienta que desde el primer día cambió el chofer del colectivo que iba a 200 kilómetros por hora camino al precipicio, que frenó y empezó a girar hacia otro rumbo en el que atienda más a los que están mal", sostuvo el referente peronista.

En diálogo con Radio Con Vos, el futuro jefe de Estado destacó que la recuperación económica "va a demandar días, tiempo, pero va a llegar: más pronto que tarde va a llegar".

"No vamos a tener que dejar pasar uno, dos, tres semestres. Rápidamente se van a dar cuenta de que los que están en el Gobierno se están ocupando de ellos", añadió.

Los últimos detalles de la agenda de Fernández antes de asumir como presidente

Ayer, el mandatario electo continuó con su agenda de reuniones en sus oficinas de Puerto Madero, donde se concentraron los preparativos para la jornada histórica de mañana.

El mandatario electo recibió al director general de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el británico Guy Ryder, y al vicepresidente del Comité Permanente de la Asamblea Popular Nacional de China, Arken Imirbaki, antes de prepararse para la ceremonia de asunción de mañana en el Congreso de la Nación.

En primer turno de la mañana, Fernández se juntó con el británico, en el marco del centenario de la OIT, en una reunión que también contó con quien mañana jurará como ministro de Trabajo, Claudio Moroni. .

"Argentina garantiza el derecho de los que trabajan, eso nos hizo distintos como sociedad. Vamos a salir adelante sin ajustar a los que menos tienen", expresó Fernández.

Luego salió de escena Moroni y el que entró fue el futuro canciller, Felipe Solá, para recibir junto a Fernández al enviado del presidente chino Xi Jinping, en lo que fue la colocación de la primera piedra de la relación bilateral entre el Gobierno del Frente de Todos con la potencia asiática.

Según detalló un comunicado del mandatario electo, Imirbaki le hizo entrega a Fernández de una carta manuscrita de Xi Jinping y lo invitó a visitar China. Fernández contestó que "era un sueño y un compromiso visitar su país", según pudo reconstruir NA.

Mientras tanto, los designados ministros en Seguridad, Agroindustria, Transporte y Producción mantuvieron reuniones con los ministros salientes de la gestión Cambiemos en el marco de la transición.