|31/05/21 07:54 AM

Mendoza: médicos y maestros quieren que continúen las clases virtuales

Desde AMPROS consideran que aún no hay un resultado epidemiológico claro sobre los días de aislamiento y los docentes piden que se vacune a la totalidad del personal para salvaguardar la salud de todos los trabajadores

Cumplidos los nueve días de cierre total del país, dispuestos por el Poder Ejecutivo nacional en coordinación con todas las gobernaciones de provincias. Mendoza reinicia la semana con apertura de algunas actividades con restricciones en otras, de acuerdo con lo que estaba aplicando con posterioridad al pasado 22 de mayo.

Una de las actividades que se retoman es el ciclo lectivo, con presencialidad en las aulas, en todos los niveles de la educación pública mendocina. Todo un tema, en el que se reclama que se mantenga la virtualidad y la vacunación masiva de todo el personal docente y no docente.

Además, se debe recordar el pedido formal y puntual que hizo el intendente de San Rafael, Emir Félix al gobernador Rodolfo Suarez y que este último había quedado en responder sobre la suspensión de la presencialidad por un tiempo del Nivel Secundario. 

El álgido punto de la educación sobresale sobre otros que son observados por diferentes sectores que hacen a la vida de la provincia, esencialmente a los ligados con la salud, tanto pública como privada.

En ese sentido, distintos organismos que representan a los profesionales y no profesionales de la salud sostienen que Rodolfo Suarez tendría que prolongar el estadio de la fase uno.

Para los médicos nucleados en AMPROS, con su titular a la cabeza María Isabel Del Pópolo: “Es preocupante la situación de los efectores públicos y privados, como así angustiante el estado al límite que pasa todo el personal”. 

Isabel del Pópolo, de AMPROS.

 

Además, Del Pópolo considera que para saber a ciencia cierta si la curva de contagios ha comenzado a descender, es decir, una estadística determinante sobre esto, “deben cumplirse quince días de fase uno. Con los nueve días transcurridos no alcanza, de acuerdo con lo que indican los estudios realizados al respecto”.

Otros organismos, médicos, universitarios, visitadores médicos, laboratorios, sindicales, sociales, de profesionales de la abogacía y hasta de derechos humanos confeccionaron una carta dirigida al gobernador Rodolfo Suarez, bajo el título: “No se puede naturalizar la muerte”.

En la misiva al primer mandatario le recuerdan que, “la semana que va del 21 al 27 de mayo hemos tenido, según datos obtenidos de los comunicados del Ministerio de Salud provincial, 6.549 casos positivos y han muerto 202 personas, pudiendo afirmar que estamos en el peor momento de la pandemia. Lo cual se agrava por el alto índice de ocupación de las camas UTI que ha llegado al 95% y la triste realidad de que en lo que va de mayo ya han fallecido 660 mendocinas y mendocinos, un promedio de 24 muertes diarias. La situación es más preocupante aún si consideramos que en los meses transcurridos del año en curso han fallecido 1.253 personas de nuestra provincia, es decir, que en casi cinco meses han muerto más personas que durante el 2020 (1.250 fallecidos)”.

 

Solicitan al Poder Ejecutivo salvaguardar la vida de los mendocinos

Sobre los profesionales y todas las organizaciones que firmaron la carta al primer mandatario provincial, El Ciudadano entrevistó al médico Pablo Ferrari, quien, sobre la misiva, dijo: “Le pedimos al Gobierno provincial que mantenga restricciones a la circulación de las personas. De igual modo que sostenga la virtualidad en la educación, donde quedó demostrado cómo permite disminuir sustancialmente la cantidad de personas que se movilizan usando el transporte público y encontrándose en los colegios y ante las bajas temperaturas que se registran en nuestra provincia”.

Cuando se le solicitó que profundice el análisis, agregó: “Vemos que la provincia de Mendoza viene con un muy buen ritmo de vacunación con aperturas a franjas de personas de baja edad y con comorbilidades y patologías de base. Por eso entendemos que no se puede tirar el esfuerzo de estos días por la borda y que necesitamos ganarle tiempo al virus vacunando”.

“Mientras, avanza la vacunación es necesario que el Gobernador tome las medidas adecuadas. Que adopte estos aislamientos selectivos planificados e intermitentes como herramientas útiles para combatir la pandemia, mientras avanza la vacunación. Al tiempo que de forma urgente ponga el Estado provincial herramientas para asistir a las actividades y sectores económicos y sociales más perjudicados”, señaló el profesional.

 

El gremio de los docentes pide que se mantenga la virtualidad y la vacunación masiva de educadores

El choque continúa dándose entre el Gobierno y el Sindicato Unido Trabajadores de la Educación (SUTE), porque este último no está de acuerdo que se retomen las clases presenciales.

Como la secretaria de Acción Social, Laura Espeche, lo remarcó ante nuestro diario: “Solo dos días tuvo Mendoza de clases virtuales, tras lo cual, el Gobierno dispone que este lunes vuelven a la normalidad las clases presenciales en toda la provincia y en todos los niveles. Esto nos parece de una irresponsabilidad absoluta, teniendo en cuenta que no hay una evaluación seria de los criterios epidemiológicos del seguimiento de la situación sanitaria en los hospitales de la provincia. Mucho más por la cantidad de casos y contagios que se están produciendo en toda la provincia y en todo el país”.

Al preguntarle por qué no volver a la presencialidad, respondió: “Desde el SUTE decimos que es necesario continuar con la virtualidad de las clases hasta tanto baje la curva de contagios y se garantice la vacunación para el conjunto de los y las trabajadoras de la educación. Sin embargo, se pretende volver a clases presenciales sin que la mayoría, es decir el 75% de los trabajadores de la educación, estamos vacunados”.

“No nos escuchan y solo quieren que asistamos a las escuelas con una alta probabilidad de contraer el virus sin proporcionar vacunas. Notamos que las vacunas están llegando a Mendoza, pero no son destinadas a los y las trabajadoras de la educación que estamos en las escuelas de manera presencial, por lo que exigimos al Gobierno con urgencia que dicte un plan de vacunación masiva para el conjunto del personal de las escuelas de toda la provincia”, reiteró la gremialista docente.