|27/08/19 01:35 PM

El Senado aprobó el endurecimiento de penas a conductores alcoholizados

Las multas económicas serán mucho mayores, se inhabilitará para conducir y hasta habrá días de arresto; dependiendo el grado de alcohol en sangre

Por Redacción

Durante la sesión de este martes, el Senado de la provincia dio sanción definitiva al proyecto del Ejecutivo que endurece las penas a conductores bajo los efectos del alcohol. De esta manera, se modificó la Ley de Seguridad de Tránsito y el Código Contravencional.

La norma fue aprobada por unanimidad con 34 votos a favor y se establece que a aquellas personas que manejen vehículos con una cuota en sangre de entre 0,5 y 0,99 gramos de alcohol en sangre, serán inhabilitados para conducir en un período que va desde uno a seis meses. Además se estableció una multa que podría alcanzar los 72 mil pesos (de 3 mil a 6 mil unidades fijas).

En el caso en que el conductor tenga 1 gramo o más de alcohol en sangre, la sanción podría llegar a los 108 mil pesos (de 4 mil a 9 mil unidades fiscales). Además la inhabilitación para manejar vehículos irá desde los 90 días a los 365 y también podría pedirse hasta 30 días de arresto.

Los legisladores justicialistas insistieron con la inclusión de la tolerancia cero de alcohol en la modificación de la ley. Claudia Segovia, senadora del PJ, dijo sobre las muertes en accidentes que: "el tema del alcohol al volante es falta de educación, falta de control, falta de conciencia y de muchas cosas que no son una pandemia. Me parece que si no nos equivocamos con esto de chicanear, nos olvidamos que hay muchas víctimas por la falta de educación, conciencia y controles".

Mientras, el senador Diego Costarelli (Cambia Mendoza) fue el miembro informante de la propuesta: "Es una ley que tiene alto impacto en la vida de todos los mendocinos que venimos a traer a la Legislatura y tiene 11 artículos. Las multas están previstas dependiendo del estado de ebriedad de las personas".

El senador subrayó con relación a este tema: "Nosotros buscamos la concientización, para que la gente comprenda que no puede manejar con alcohol al volante. En ese sentido, la tolerancia cero termina siendo un accesorio".