|01/12/21 01:42 PM

Daniel Arroyo: “Se viene una etapa de recuperación”

En un mano a mano con El Ciudadano, el diputado nacional electo analizó el escenario político y dio detalles sobre sus proyectos para el Congreso

“Tenemos dos problemas serios que hay que resolver”, aseguró el diputado nacional electo por la Provincia de Buenos Aires y ex ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo a El Ciudadano.

 

 

La crisis económica, la pandemia y la inflación son flagelos que pegan, cada vez más fuerte, en el tejido social de la Argentina sobre todo en los más vulnerables. La pobreza no para de crecer en el país y esos números duelen.

En su despacho, Arroyo recibió a El Ciudadano y, en referencia a estos temas, disparó con algo de optimismo: “Se viene una etapa de recuperación. Objetivamente va creciendo la economía y va crecer los próximos años”.

Y agregó que “en un contexto muy difícil, es evidente que hay más actividad en la construcción y el textil”.

 

 

Precios de alimentos y endeudamiento de las familias

El ex ministro advirtió que “tenemos dos problemas serios que hay que resolver”. Al respecto, indicó que se trata del “precio de los alimentos y el endeudamiento de las familias”.

Sobre el primer punto dijo que “se empezó a hacer algo positivo”, como el congelamiento de precios de 1.400 productos porque también “dan una referencia”.

 

 

“Recorro los barrios y el gran problema hoy es que el panadero no puede acopiar harina, que el pequeño productor no puede vender de manera directa”, aseguró Arroyo.

En cuanto a las familias que se han endeudado, enfatizó: “La gente no arranca de cero, arranca de menos diez, debiendo plata. El que tiene tarjeta paga el mínimo y patea para adelante y, el más pobre toma un crédito al 200% anual en la financiera de la esquina y toma otro crédito para pagar ese”.

Teniendo en cuenta este preocupante diagnóstico, el legislador electo señaló que una de sus propuestas para el Congreso consiste en “un crédito no bancario, con tasa de interés del 3% anual para máquinas y herramientas para trabajar”.

 

El rol del Congreso

El funcionario aseguró, en tono conciliador, que el Congreso “va a tener un rol central en los próximos dos años” y que “vienen tiempos de consensos”. 

Con lógica, destacó que “hay que aprovechar que el 2022 es un año sin elecciones”, las próximas serán ejecutivas y “es más difícil concretar acuerdos”.

Finalmente, Arroyo marcó la importancia de generar acuerdos sobre “el plan plurianual que plantea el Presidente en términos económicos, sobre el acuerdo con el FMI que tiene que tener racionalidad económica, pero con 45 millones de argentinos adentro y consensos sobre la reforma de la escuela secundaria, sistemas de créditos no bancarios, transformar planes sociales en trabajo y todo lo que hay que resolver hace tiempo”.

“Espero que este año (2022) se puedan transformar en buenas leyes de verdad”, concluyó.