|07/04/21 07:58 AM

El auge de los Health Coaches: una profesión con gran crecimiento 

Se trata de una figura que no para de crecer desde el inicio del confinamiento, muy popular en Asia y con un origen ligado a la realeza. Sus alcances y su certificación en la Argentina

Por Redacción

Cada 7 de abril se celebra el Día Mundial de la Salud y, a partir del año pasado, en el contexto particular que estamos afrontando con la llegada del COVID-19, hemos cambiado muchos aspectos de nuestras vidas y han surgido figuras que se han adaptado a las nuevas formas de relacionarnos, instruirnos y cuidarnos. 

Sobre esto último, hablaremos del surgimiento de una nueva figura en nuestra región, pero popular en Asia y Europa, cuyo rol es ayudar a conseguir y mantener hábitos saludables, trabajando de manera integral con otras disciplinas.

 

El boom de los consejeros de salud

Esta figura, que podría ser un equivalente a lo que hoy conocemos como un ‘entrenador personal’, pero adaptado al mundo de la nutrición, la salud y los hábitos de vida saludable, va ganando adeptos, especialmente entre aquellas personas a las que les cuesta alcanzar sus objetivos por sí solos, léase adoptar un estilo de vida que les ayude a verse y sentirse mejor consigo mismas y, sobre todo, a evitar enfermedades degenerativas en un futuro. Para conseguirlo, uno de los puntos fuertes de estos profesionales es tener en cuenta no solo cuestiones fisiológicas, sino también emocionales.

La pandemia, sin dudas, selló contundentes cambios en las rutinas de las personas, y la salud es una de ellas. En el último tiempo se acrecentó la figura de ‘health coach’ o consejero de salud. Es mucho más que un mero personal trainer.

El health coach está para complementar a los médicos y a los psicólogos. Muchas veces, los médicos no tienen el tiempo ni los recursos de sentarse una hora por semana con cada paciente a explicarles qué cambios de hábitos deben de hacer para mejorar su salud. 

El médico está aquí para curar enfermedades, el coach para prevenirlas. Los nutricionistas, normalmente, se enfocan en que la gente baje de peso y la mayoría prescriben dietas restrictivas que se enfocan solamente en bajar de peso sin tomar en cuenta la salud, la parte emocional y el estilo de vida de las personas. Hay gente que come por ansiedad, por depresión o por adicción a la comida. 

Aunque una nutricionista les diga que coman más espinaca no lo harán, no porque no quieran, sino porque no pueden. El health coach ve al ser humano de una manera holística e integral. Toma en cuenta el sueño, el ejercicio, las emociones, buscando una salud óptima que traerá consigo la pérdida de peso. El peso ideal es una consecuencia, no un fin.

“La gente cuando recurre a un health coach busca asesoramiento en un estilo y calidad de vida saludable, para aprender sobre ese nuevo paradigma que hay partiendo de la salud y no precisamente de la enfermedad”, señala el doctor Mario García, médico cirujano y health coach.

La disciplina se remonta a la antigüedad, la edad de los reyes en Asia y Oriente, donde, además de los médicos que curaban y prescribían medicación, existían otras personas que constantemente eran visitadas por el pueblo, asesoraban a los reyes, príncipes o la realeza. Se trataba de un asesor de salud general. En Occidente, la función del health coach como parte del equipo de salud no tiene más de 15 años.

“En la Argentina tenemos la segunda escuela en formación del mundo y la primera en terapias holísticas del mundo como health coach. En Europa es muy conocido, pero bastante selecto. En Asia son muy conocidos, nunca han dejado de ser parte fundamental del acompañamiento a las comunidades. Como existen los médicos, enfermeros, bioquímicos, etcétera, existen los asesores de salud”, explica el doctor García. 

En la pandemia, la disciplina explotó. Las personas empezaron a buscar cómo alimentarse mejor, cómo tener un mejor estilo de vida y darse cuenta del efecto adverso de los productos alimenticios en el organismo.

Todo indica que esta disciplina, como complementaria de otras como psicólogos, médicos y nutricionistas, seguirá creciendo y sumando adeptos, sobre todo conforme se avanza a una segunda ola, donde la gente, debido a las restricciones y al confinamiento, buscará nuevas vías para seguir cuidando su salud.

 

Consejos para una buena alimentación

  • Complementar con especias como la cúrcuma
  • Incorporar los superalimentos como el kale, maca, y la matcha, entre otros.
  • Aprender sobre la procedencia de los alimentos 
  • Aumentar el consumo de productos orgánicos y agroecológicos. 

En la Argentina ya se encuentra disponible el Mastering Health Coach, un programa de entrenamiento basado en terapias holísticas. A través de una plataforma de e-learning, el programa está abierto a todos los que deseen formarse en esta disciplina, con una mirada integral sobre el individuo. Además de online, también puede cursarse en instancias presenciales.

Es el único que certifica como master, se encuentra autorizado para suplementar biológicamente y cuenta con rotaciones en consultorio.

TAGS