|06/04/21 09:04 PM

Inteligencia artificial ayuda a crear una nueva canción de Nirvana

A 27 años de la muerte del ex líder de la banda, Kurt Cobain, una organización se puso en contacto con músicos para simular un nuevo material de su autoría.

Por Redacción

Desde que el cantante, guitarrista y compositor estadounidense Kurt Cobain decidió quitarse la vida a sus 27 años el 5 de abril de 1994, los fanáticos de su banda Nirvana y de la música grunge rememoran su enorme influencia artística cada año. Pero en el día de ayer, cuando el mítico músico hubiera 52 años, nos hicimos eco de una noticia que ha despertado la nostalgia del amplio mundo de la música: la organización canadiense Over The Bridge se propuso crear una canción utilizando la inteligencia artificial Magenta desarrollada por Google, que analizó decenas de canciones de Nirvana para emular la identidad compositiva de Cobain.

Una vez obtenidas la base instrumental y la lírica creadas por la red neuronal, que utilizó pistas MIDI para aprender las notas que conforman los característicos acordes de potencia tan utilizados por el frontman de la mítica banda, Over The Bridge contactó al vocalista oriundo de Atlanta, EEUU, Eric Hogan, integrante de una reconocida banda tributo a Nirvana, para que interpretara las líneas vocales. "Después de que me llamaron pensé que era todo una broma, hasta que me mandaron plata y los archivos del proyecto" explicó Hogan, que obviamente se sorprendió de ser contactado para formar parte de un experimento semejante.

Para lograr la interpretación necesaria, el artista fue guiado por los encargados del ambicioso proyecto. "Al principio no supe qué hacer. Tenía que darle la melodía de la canción al tipo que había venido con la instrumentación hecha por la inteligencia artificial. Se suponía que tenía asumir qué hubiera hecho Kurt y cómo hubiese cantado esa canción", relató. 

Una vez mezcladas las pistas vocales con el resto de los componentes musicales, la canción titulada "Drowned in the Sun" fue completada y el resultado, según expertos que analizaron el track, es sorprendente. El máximo mérito de la inteligencia artificial fue lograr una asombrosa similitud del tono de las guitarras, que coincide con el estilo lleno de desparpajo para llevar a cabo tanto la ejecución como la selección de los acordes, tan característica de Kurt Cobain.

Escuchá la canción: