|15/03/20 07:37 PM

El Gobierno suspendió las clases y cerró las fronteras por dos semanas en todo el país

El presidente Alberto Fernández encabezó una reunión con sus ministros y expertos y definieron nuevas medidas para contener la propagación de la nueva pandemia en el país

Por Redacción

Tras la constante propagación del nuevo coronavirus en Argentina, el Gobierno nacional anunció la suspensión de las clases, el cierre de fronteras y la disposición de licencias para mayores de 65 años, como alguna de las medidas para detener la propagación de la pandemia.

De esta forma, se decidió suspender por 14 días el dictado de clases en todos los niveles educativos del país, medida que comienza comienza a regir desde este lunes 16 hasta el 31 de marzo de 2020.

Así lo anunció esta tarde en una conferencia de prensa el presidente Alberto Fernández, luego de encabezar una reunión junto a sus ministros y expertos en la Residencia de Olivos, en donde participaron funcionarios del gabinete, dirigentes de la oposición y especialistas sanitarios.

"Vamos a suspender las clases hasta el 31 de marzo", precisó Fernández, aunque aclaró que "las escuelas no van a estar cerradas".

"Analizamos la suspensión de las clases con la idea de que podemos hacer algo para evitar la circulación del virus en menores, que todos coinciden en decir que el riesgo de contagio es importante, que no se ha dado como factor de riesgo para menores ni ha causado números de casos letales pero que muchas veces son portadores y contagian a adultos", expresó el presidente.

DISTANCIADOS: Funcionarios y especialistas discutieron sobre coronavirus en Olivos.

El mandatario además aseguró: "Tomamos la decisión de suspender las clases desde mañana hasta el 31 de marzo. Lo hacemos con el propósito para minimizar el tránsito de los alumnos y del virus. Que no se dicten clases no es que van a estar cerradas. Por 14 días los alumnos no tendrán clases".

En tanto, el jefe de Estado precisó que se cerrarán las fronteras del país durante los próximos 14 días porque "el episodio del coronavirus ya no viene sólo de Europa sino que afecta a países limítrofes y a nosotros mismos".

"Hemos tomado otras decisiones: la más importante es que hemos cerrado la frontera de la Argentina por 15 días", sostuvo Fernández.

Por otro lado, el presidente agregó que el Gobierno dispuso el "licenciamiento de todas las personas mayores de 65 años" para que "se queden en sus casas, tranquilas y disfruten" de sus hogares, lejos de la posibilidad de contagio de coronavirus.

Asimismo, el mandatario indicó que "vamos a asignarles horarios de atención específicos en lugares como bancos y centros de salud para que no tengan que vivir momentos de aglomeración de gente".

Del encuentro participaron el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; el gobernador bonaerense, Axel Kicillof; el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta; funcionarios de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y asesores de distintas organizaciones médicas y científicas.