Un pequeño manjar: hinojos gratinados en queso azul y parmesano
imagen

27.63

28.80

17/06/2018 - 21 Hs.

imagen

DOLAR COMPRA: $27.63 | VENTA: $28.80 17/06/2018 - 21 Hs.

Cargando...

Un pequeño manjar: hinojos gratinados en queso azul y parmesano

Por Diego Bianchi Chef - Fotógrafo - Creador de 'Contacto con lo divino'

Hoy cocinaremos una variante de un típico plato italiano, los fabulosos "Finocchi Gratinati" o Hinojos Gratinados. En la receta tradicional, los hinojos se blanquean en agua hirviendo por unos pocos minutos, luego se doran salteándolos en manteca. Finalmente se les agrega por encima una salsa bechamel y se espolvorean con una capa de queso parmesano rallado para llevarlos al horno a gratinar.  En esta oportunidad vamos a hacerlos un poco más livianos pero a mi modo de ver aún más gustosos, sustituyendo la salsa blanca por un queso azul. La otra ventaja es que al sacar la harina con la que se hace la salsa, la convertimos en apta para celíacos. 

No es publicidad paga, pero si me preguntan a mi, el mejor queso azul comercial que puede conseguirse con facilidad en  Argentina es el de la marca "Verónica",  que es súper cremoso y verdaderamente delicioso. Si lo van a consumir solo, les aconsejo dejarlo media hora fuera de la heladera para que se ablande y exprese mejor todas sus cualidades de textura y sabor.

Pero volviendo al hinojo les comento que es una hierba sumamente aromática, de sabor levemente anisado que se encuentra en las zonas templadas de todo el mundo, aunque es original de  la zona meridional de Europa, en especial la costa del mar Mediterráneo, lugar donde crece en estado silvestre.  En nuestro país, aunque es fácil de conseguir en cualquier verdulería, no resulta tan apreciado y consumido, quizás  porque la mayoría de la gente lo ha probado crudo en una ensalada y se ignoren recetas como estas. Se consume tanto el bulbo, los tallos y sus hojas  como sus semillas, que quedan increíbles por ejemplo adobando guisos o unos buenos tomates secos.

En Italia, hay una expresión muy curiosa que une al hinojo con la mentira. Resulta que antiguamente cuando en las cantinas se servía un vino de baja calidad, primero se ofrecía a los clientes unos hinojos crudos de cortesía,  como una forma  de que su penetrante aroma engañe al paladar, disimulando así los defectos de la bebida; por ello aún se utiliza la frase: “Non lasciarti infinocchiare” (No dejes que te engañe o te estafe).

Esta hortaliza además de deliciosa posee varias propiedades. Tiene muy pocas calorías y la virtud de reducir el apetito,  por lo que es ideal para las dietas de adelgazamiento. Tanto es así que era utilizada por los soldados en tiempos de batalla y también por los monjes para aguantar el ayuno. Además regula los niveles de colesterol y modera la tensión arterial; también ayuda a evitar el desarrollo de artitris, la gingivitis, el síndrome del colon irritable, el meteorismo, el malestar estomacal, la depresión y la ansiedad. 

Bueno, basta de palabras y pasemos a la receta: 

Ingredientes: (para tres entradas individuales)

Hinojo: ........................ 600 g

Manteca /mantequilla: .30 g

Queso parmesano: ..... 70 g

Queso azul: ................. 50 g

Aceite de oliva E.V.:...... cantidad necesaria

Orégano: ...................... una pizca

Sal y pimienta: ............. a gusto

 

Hinojos Gratinados (1)

 

Preparación: 

 

1.  Tomamos dos hinojos medianos que pesan aproximadamente 600 g entre los dos. Los cortamos en gruesas rodajas y luego en cubos.

Hinojos Gratinados (4)

Hinojos Gratinados (2)

Hinojos Gratinados (3)

 

2. Hervimos agua con sal agregada a gusto y blanqueamos en ella los hinojos durante 5 minutos. En esta etapa queremos que apenas se ablanden, no demasiado.

 

Hinojos Gratinados (6)

Hinojos Gratinados (7)

 

3. Una vez blanqueados escurrimos el agua en un colador  hasta que queden bien secos, luego los reservamos.

 

Hinojos Gratinados (10)

 

4.  Derretimos la manteca en una sartén y salteamos los hinojos hasta que estén dorados.

 

Hinojos Gratinados (11)

Hinojos Gratinados (12)

Hinojos Gratinados (14)

 

5. Repartimos los hinojos en 3 cazuelas de barro individuales.  Obviamente que también pueden utilizar una sola fuente más grande que sea apta para horno.

 

En este punto ustedes pueden seguir la receta tradicional italiana agregando un poco de salsa bechamel.

 

Hinojos Gratinados (15)

 

6.  En esta oportunidad sustituiremos la salsa por el queso azul, cortándolo en pequeños cubos y sumándolo equitativamente a las 3 cazuelas. 

 

Hinojos Gratinados (13)

 

Hinojos Gratinados (16)

 

7. Luego las cubrimos con una capa de un buen Queso Parmesano o Reggianito rallado.

 

Hinojos Gratinados (17)

Hinojos Gratinados (18)

 

8. Llevamos a un horno precalentado a temperatura alta, - unos 200°C - por aproximadamente 25 minutos o el tiempo que sea necesario para que la preparación se gratine y dore. Preferentemente terminen de gratinar los ultimos minutos en el grill si es que lo tienen.

 

Hinojos Gratinados (19)

Hinojos Gratinados (20)

 

9. Una vez que lo sacamos del horno perfumamos la preparación con un buen aceite de oliva extra virgen. Les aconsejo que inviertan unos pesos en un buen aceite porque es matemático: si es muy barato les darán gato por liebre, no será un verdadero "extra virgen" que desmerecerá toda la preparación. Terminamos con un pizca de orégano seco y pimienta molida a gusto.

 

Hinojos Gratinados (21)

 

Y a disfrutar!! Ni les cuento el aroma y el sabor que tiene este sencillo plato, como dirían los italianos es un verdadero "bocatto di cardinale".


Hinojos Gratinados (24)

Conocé más de "Contacto con lo Divino" ingresando a:

Contacto con lo divino blog
Contacto con lo divino facebook

Compartir en facebook
Compartir en twitter

Un pequeño manjar: hinojos gratinados en queso azul y parmesano

Hoy cocinaremos una variante de un típico plato italiano, los fabulosos "Finocchi Gratinati" o Hinojos Gratinados. En la receta tradicional, los hinojos se blanquean en agua hirviendo por unos pocos minutos, luego se doran salteándolos en manteca. Finalmente se les agrega por encima una salsa bechamel y se espolvorean con una capa de queso parmesano rallado para llevarlos al horno a gratinar.  En esta oportunidad vamos a hacerlos un poco más livianos pero a mi modo de ver aún más gustosos, sustituyendo la salsa blanca por un queso azul. La otra ventaja es que al sacar la harina con la que se hace la salsa, la convertimos en apta para celíacos. 

No es publicidad paga, pero si me preguntan a mi, el mejor queso azul comercial que puede conseguirse con facilidad en  Argentina es el de la marca "Verónica",  que es súper cremoso y verdaderamente delicioso. Si lo van a consumir solo, les aconsejo dejarlo media hora fuera de la heladera para que se ablande y exprese mejor todas sus cualidades de textura y sabor.

Pero volviendo al hinojo les comento que es una hierba sumamente aromática, de sabor levemente anisado que se encuentra en las zonas templadas de todo el mundo, aunque es original de  la zona meridional de Europa, en especial la costa del mar Mediterráneo, lugar donde crece en estado silvestre.  En nuestro país, aunque es fácil de conseguir en cualquier verdulería, no resulta tan apreciado y consumido, quizás  porque la mayoría de la gente lo ha probado crudo en una ensalada y se ignoren recetas como estas. Se consume tanto el bulbo, los tallos y sus hojas  como sus semillas, que quedan increíbles por ejemplo adobando guisos o unos buenos tomates secos.

En Italia, hay una expresión muy curiosa que une al hinojo con la mentira. Resulta que antiguamente cuando en las cantinas se servía un vino de baja calidad, primero se ofrecía a los clientes unos hinojos crudos de cortesía,  como una forma  de que su penetrante aroma engañe al paladar, disimulando así los defectos de la bebida; por ello aún se utiliza la frase: “Non lasciarti infinocchiare” (No dejes que te engañe o te estafe).

Esta hortaliza además de deliciosa posee varias propiedades. Tiene muy pocas calorías y la virtud de reducir el apetito,  por lo que es ideal para las dietas de adelgazamiento. Tanto es así que era utilizada por los soldados en tiempos de batalla y también por los monjes para aguantar el ayuno. Además regula los niveles de colesterol y modera la tensión arterial; también ayuda a evitar el desarrollo de artitris, la gingivitis, el síndrome del colon irritable, el meteorismo, el malestar estomacal, la depresión y la ansiedad. 

Bueno, basta de palabras y pasemos a la receta: 

Ingredientes: (para tres entradas individuales)

Hinojo: ........................ 600 g

Manteca /mantequilla: .30 g

Queso parmesano: ..... 70 g

Queso azul: ................. 50 g

Aceite de oliva E.V.:...... cantidad necesaria

Orégano: ...................... una pizca

Sal y pimienta: ............. a gusto

 

Hinojos Gratinados (1)

 

Preparación: 

 

1.  Tomamos dos hinojos medianos que pesan aproximadamente 600 g entre los dos. Los cortamos en gruesas rodajas y luego en cubos.

Hinojos Gratinados (4)

Hinojos Gratinados (2)

Hinojos Gratinados (3)

 

2. Hervimos agua con sal agregada a gusto y blanqueamos en ella los hinojos durante 5 minutos. En esta etapa queremos que apenas se ablanden, no demasiado.

 

Hinojos Gratinados (6)

Hinojos Gratinados (7)

 

3. Una vez blanqueados escurrimos el agua en un colador  hasta que queden bien secos, luego los reservamos.

 

Hinojos Gratinados (10)

 

4.  Derretimos la manteca en una sartén y salteamos los hinojos hasta que estén dorados.

 

Hinojos Gratinados (11)

Hinojos Gratinados (12)

Hinojos Gratinados (14)

 

5. Repartimos los hinojos en 3 cazuelas de barro individuales.  Obviamente que también pueden utilizar una sola fuente más grande que sea apta para horno.

 

En este punto ustedes pueden seguir la receta tradicional italiana agregando un poco de salsa bechamel.

 

Hinojos Gratinados (15)

 

6.  En esta oportunidad sustituiremos la salsa por el queso azul, cortándolo en pequeños cubos y sumándolo equitativamente a las 3 cazuelas. 

 

Hinojos Gratinados (13)

 

Hinojos Gratinados (16)

 

7. Luego las cubrimos con una capa de un buen Queso Parmesano o Reggianito rallado.

 

Hinojos Gratinados (17)

Hinojos Gratinados (18)

 

8. Llevamos a un horno precalentado a temperatura alta, - unos 200°C - por aproximadamente 25 minutos o el tiempo que sea necesario para que la preparación se gratine y dore. Preferentemente terminen de gratinar los ultimos minutos en el grill si es que lo tienen.

 

Hinojos Gratinados (19)

Hinojos Gratinados (20)

 

9. Una vez que lo sacamos del horno perfumamos la preparación con un buen aceite de oliva extra virgen. Les aconsejo que inviertan unos pesos en un buen aceite porque es matemático: si es muy barato les darán gato por liebre, no será un verdadero "extra virgen" que desmerecerá toda la preparación. Terminamos con un pizca de orégano seco y pimienta molida a gusto.

 

Hinojos Gratinados (21)

 

Y a disfrutar!! Ni les cuento el aroma y el sabor que tiene este sencillo plato, como dirían los italianos es un verdadero "bocatto di cardinale".


Hinojos Gratinados (24)

Conocé más de "Contacto con lo Divino" ingresando a:

Contacto con lo divino blog
Contacto con lo divino facebook

Descargate nuestra App!

imagen imagen
imagen imagen
Login