|01/02/21 12:51 PM

Extienden el cierre de fronteras hasta el 28 de febrero

La medida abarca a los vuelos directos que tengan como origen o destino el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte

Por Redacción

 

El Gobierno nacional prorrogó, hasta el 28 de febrero, el cierre de fronteras para extranjeros no residentes, cuyo plazo venció ayer, en el marco de las medidas de prevención por la pandemia de coronavirus.

La medida fue dispuesta por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, por decisión administrativa 44 y publicada hoy en el Boletín Oficial.

En los considerandos de la norma, se fundamenta la prórroga en que el Ministerio de Salud de la Nación "ha formulado un nuevo informe a través del cual se recomienda el mantenimiento y la adopción de nuevas medidas preventivas en resguardo de la salud pública".

La decisión administrativa abarca a los "vuelos directos que tengan como origen o destino el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, ante el nuevo linaje en la secuenciación de muestras locales, respecto al ingreso de personas".

El Ministerio de Transporte, a través de la Administración Nacional de Aviación Civil, será el encargado de "ampliar o reducir la nómina de países, previa intervención de la autoridad sanitaria nacional".

En tanto, la medida establece además que la Dirección Nacional de Migraciones, dependiente del Ministerio del Interior, "determinará y habilitará los pasos internacionales que resulten adecuados para el ingreso al territorio nacional de nacionales o extranjeros residentes en el país y extranjeros no residentes que sean parientes directos de ciudadanos argentinos o residentes, y para el egreso de las personas del territorio nacional y la individualización de los supuestos de excepción".

La decisión administrativa estipula que la "autoridad sanitaria de acuerdo a la situación epidemiológica existente en origen y/o destino podrá, de conformidad con la normativa dispuesta en el marco de la emergencia sanitaria, pautar obligaciones a los operadores de transporte, transportistas y tripulantes, incluyendo establecer su testeo para determinar que no sufren de COVID-19, previo al ingreso al país, u otras que estime pertinentes".

Asimismo, fija que la Dirección Nacional de Migraciones y el Ministerio de Salud "coordinarán las acciones necesarias para determinar los cronogramas de vuelos y la cantidad de pasajeros y pasajeras que ingresarán en forma paulatina y diaria al país, especialmente a través de vuelos provenientes de Estados Unidos, México, Europa y Brasil, manteniendo reducidas las frecuencias de vuelos de pasajeros a los 3 primeros destinos en un 30% y a Brasil en un 50%.

La medida le da la facultad a la Administración Nacional de Aviación Civil de poder "ampliar, disminuir o eliminar tales porcentajes de reducción, previa intervención de la autoridad sanitaria nacional".