|12/10/21 12:37 PM

Disculpas y denuncia: qué pasó entre Nik y Aníbal Fernández

La respuesta del ministro de Seguridad a un tuit en que el dibujante cuestionaba al Gobierno desató un escándalo. Hay demandas judiciales y pedidos de renuncia

Por Redacción

El fuerte intercambio entre el ministro de Seguridad Aníbal Fernandez y el humorista gráfico Nik sigue generando polémica. Luego de que el artista cuestionara algunas políticas sociales del oficialismo y el funcionario le respondiera irónicamente, mencionando públicamente el colegio al que van sus hijas a través de Twitter, el asunto podría llegar a la Justicia y algunos dirigentes opositores ya piden la renuncia del flamante integrante del Gabinete.

 

 

La réplica del creador de Gaturro a la chicana del ministro llegó en tono de denuncia: "El ministro de seguridad @FernandezAnibal me dedica un tweet persecutorio con una amenaza ´velada´ dando a entender que conoce el colegio al que van mis hijas menores. El ministro q debe dar ´seguridad´ a todos los argentinos acosa al q piensa distinto. Tengo miedo".

A este punto, la polémica ya era total en redes sociales, por lo que otras voces se sumaron de un lado y del otro. Ante las primeras críticas por sus expresiones, Fernández se defendió en la misma red social: "No amenacé a nadie. Le dije a Nik que, de sentirse amenazado, me disculpaba. No se me caen los anillos. Solo que no hago daño".

Sin dar declaraciones públicas por fuera de lo que se vio en Twitter, Nik insistió en que la respuesta de Aníbal Fernández constituye una amenaza contra su familia, por lo que publicó un dibujo en el que aparece su personaje insignia con la consigna "Con nuestros hijos, NO", dirigida hacia el político.

 

 

Un día después del cruce en Twitter, en declaraciones a La Nación, Nik aseguró que este martes llevaría el asunto a la Justicia mediante una demanda por amenazas. Contó, además, que sus hijas lloraron por las declaraciones del ministro, y que él mismo "quedó temblando" por haber sufrido "violencia psicológica por parte del Estado".

Al tomar conocimiento de las declaraciones del dibujante, Fernández reiteró su pedido de disculpas y aseguró que lo había hecho personalmente con el aludido a través de WhatsApp. Horas más tarde, en diálogo con TN, el funcionario aseguró que "jamás me metería con los hijos de nadie".

"Para mí, los hijos, las casas, las mujeres son templos, uno no se mete con esas cosas", señaló, a la vez que se justificó acusando al historietista"Él vive agraviándonos y nadie le dice nada, pero si lo tomó como una amenaza, le pido perdón".

 

 

Los dichos del ministro de Seguridad fueron condenados por la Asociación de Entidades Periodísticas Argentinas (ADEPA), que calificó al mensaje como "especialmente grave", por incluir información sobre el entorno familiar de Nik.

Por otra parte, el diputado nacional y presidente de la Coalición Cívica, Maximiliano Ferraro, analizó: "El país del revés, donde el ministro de Seguridad Aníbal Fernández en lugar de cuidar a los ciudadanos, genera miedo y amenazas con sus declaraciones públicas en las redes sociales. Es grave e inadmisible lo ocurrido, le exigimos que se retracte. Nos solidarizamos con el humorista gráfico Nick".

En la misma línea, el ex secretario de Seguridad y candidato a diputado nacional Gerardo Milman instó a Aníbal Fernández a presentar la renuncia.

"El Ministro de Seguridad debe renunciar. Es su responsabilidad cuidar a los argentinos. No amenazarlos, no apretarlos, no intimidarlos. Queda claro que Aníbal Fernández no está a la altura del cargo. Lo que hizo con @nikgaturro es canallesco. Pida disculpas y renuncie", advirtió.