|06/03/21 02:22 PM

Suárez puso el foco en la unidad sin distinciones políticas

En el marco del Desayuno de la Coviar y la visita de Alberto Fernández a la provincia, el gobernador también llamó a luchar contra la pobreza.

Durante el desayuno de la Corporación Vitivinícola Argentina (COVIAR) este sábado, con la presencia del presidente Alberto Fernández, el gobernador Rodolfo Suárez presentó el Plan Estratégico Argentina Vitivinícola 2030 frente a diversos referentes políticos en la sucursal del INTA de Luján de Cuyo.

Tras las palabras del presidente de la COVIAR, José Zuccardi, llegó el turno del gobernador, quien en primer lugar celebró estar presente una vez más en la "conversación pública tan habitual dentro del calendario de Vendimia destinada a abordar asuntos en torno a la actividad productiva identitaria de nuestra provincia".

Tiempos de pandemia en Vendimia

Suárez resaltó el excepcional año que se ha vivido en Mendoza y el país, por lo que agradeció a todos aquellos que lograron levantar las cosechas y así permitir que la principal industria de la provincia pudiera salir adelante "a pesar de las dificultades". En ese sentido, destacó principalmente a los trabajadores.

Por otro lado, el gobernador puso el foco en las dificultades de la pandemia de Covid-19, la economía y la relación con el Gobierno Nacional, destacando como objetivo principal lograr una unidad. Con respecto al contexto de pandemia, afirmó que en la provincia hubo una rápida reacción para aplicar protocolos que permitieron la continuidad de la actividad, siendo este "uno de los primeros que existieron en el país y por lo tanto merecer ser resaltada su ejemplaridad".

También aseguró que en Mendoza se ha mantenido un "equilibrio razonable entre la gestión de la emergencia sanitaria y la apertura de la economía", a pesar de cómo afectó los recursos financieros de las personas y del estado. En ese sentido, dijo que se debió "definir nuevas prioridades y extremar las medidas de austeridad", pero advirtió que aún queda tiempo de combate contra la pandemia, no sólo por la campaña de vacunación, sino también por el modo en que generó dificultades sociales para todos los argentinos.

Lucha contra la pobreza

Para el gobernador, el desafío primario de toda la dirigencia es la lucha contra la pobreza poniendo fin a los desacuerdos argentinos y concentrando todo el esfuerzo en la creación de riqueza y la mejora de la disciplina fiscal, "mejorando la inteligencia distributiva, promoviendo al sector privado con buenas condiciones para que puedan desenvolver su potencialidad, incentivando un enfoque modernizador de la educación, estimulando la innovación y creando condiciones de mayor previsibilidad para la inversión y la producción mediante la garantía que solo puede brindar la solidez, la calidad y el respeto institucional, como debe ser en un país serio".

Consensos nacionales

Derivado de su convicción sobre la lucha contra la pobreza, Suárez aseguró que la articulación de todos esos factores sólo puede lograrse con "un gran acuerdo nacional", entre las distintas vertientes políticas y mediante consensos amplios que enlacen a todo el sector público y privado.

Todo esto porque, siguiendo las palabras del dirigente mendocino, "los argentinos y argentinas conocemos ya los dolores profundos que pueden producir las grietas". "Es hora de ir por los beneficios que solo la unidad puede proveer para que podamos tener un programa de desarrollo que sea sostenido en el tiempo", agregó.

La economía

Por otro lado, el gobernador destacó que las provincias tienen pocas herramientas para influir en la economía, ya que la Nación maneja la política macroeconómica. Es por eso que, ante la mirada atenta del presidente Alberto Fernández, pidió que la distribución de los recursos que hace la Nación con las provincias sean "previsibles y mensurables" para planificar el desarrollo de cada lugar y, a su vez, "evidenciar quiénes son los que administran bien y quiénes no, por respeto a los contribuyentes".

La vitivinicultura

Pasando a un tono más específico sobre la principal actividad de Mendoza, destacó que la vitivinicultura es una de las muestras "más palpables" sobre cómo se ha adaptado la provincia, "por su historia y sus resultados crecientes". "Aún en un contexto económico dificultoso producto de una economía enferma desde hace muchos años, el complejo vitivinícola argentino ha conseguido un destacado desempeño exportador en el año transcurrido", afirmó.

En este sentido, Suárez resaltó que Argentina es el segundo país más exportador en la historia y Mendoza contribuye fuertemente, exportando casi el 86% del total. A su vez, nombró las exportaciones de vino a granel, con más de 170 millones de litros exportados por Mendoza, o sea un 88% del total.

Las medidas tomadas

Hacia el final de su discurso, Rodolfo Suárez fue nombrando las diversas medidas tomadas para aportar al sector vitivinícola y a la economía general, entre ellas:

  • Aportar con las bodegas medianas y pequeñas en capacitación y formación de nuevos perfiles comerciales, la asistencia en ferias del exterior y rondas de negocios en Argentina.
  • La creación de hub logísticos, destacando que para el 2021 se proyectan nuevos hubs en Panamá, Estados Unidos y Europa.
  • Líneas de créditos, priorizando a los viñateros, destacando la que se puso a disposición para la cosecha gracias a un acuerdo con el Banco Nación.
  • El aporte de 600 millones de pesos para el sector cooperativo, 400 millones para el sector general y otros 400 millones a través del Fondo de la Transformación y el Crecimiento para pequeños productores.
  • Financiamiento a tasa cero, el llamado Operativo anticipo de cosecha para contratistas, operadores y bodegas que destinen uvas a la elaboración de mosto.
  • El programa Mendoza Activa para reactivar la economía en plena pandemia. En este aspecto anunció que se está gestionando el Mendoza Activa 2.
  • Seguro agrícola, lucha antigranizo, subsidio al riego agrícola, ley de emergencia agropecuaria y red de erradicación y control de plaga, lo que se traduce en 1200 millones de pesos anuales.
  • Acuerdo con el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires para crear allí un distrito del vino.

Antes de terminar, volvió a resaltar la necesidad de trabajar en conjunto sin distinciones políticas ni ideológicas, dejando atrás las grietas, apostando a la unidad, cuidando a los productores e incentivando una vitivinicultura más rica y con más trabajo.

Las frases más destacadas de Suárez

  • "No hablo de una unidad del pensamiento, porque creo en la potencia generativa de la diversidad intelectual, hablo de unidad en los propósitos. Los consensos amplios y consistentes contribuyen a dinamizar las soluciones".
  • "Solo así vamos a poder construir una economía con crecimiento y una convivencia armónica".
  • "Es un esfuerzo plural, un llamado a la generosidad, a la modestia y a la humildad de los protagonistas".
  • "No se trata de renunciar a los intereses legítimos de cada uno, sino de trabajar para articularlos solidariamente con el de los demás, teniendo como telón de fondo el bien común".
  • "Para que haya acuerdos duraderos solo se necesita compromiso con la verdad, capacidad crítica y coherencia entre lo que se dice y lo que se hace".
  • "Solo hay esperanza con unidad".