|06/05/21 01:43 PM

Mendoza registró la tasa de mortalidad infantil más baja de la historia

Es de 7,5 cada 1.000 nacidos vivos. Advierten que esto tiene que ver con las políticas públicas de salud sexual y reproductiva implementadas

Por Redacción

La provincia de Mendoza registró una importante baja en la Tasa de Mortalidad Infantil (TMI) y este jueves la ministra de Salud, Ana María Nadal, dio a conocer los detalles.

En el 2019, la tasa fue de 8.1 por mil niños nacidos vivos y el año pasado bajó a 7.5. En números absolutos, significa que en el 2020 se registraron 23.464 nacimientos, lo que implica 3.962 menos que en 2019.

Autoridades advierten que esto tiene que ver con las políticas públicas de salud sexual y reproductiva implementadas desde la cartera sanitaria, que permiten que las familias planifiquen los nacimientos. 

Ana María Nadal en la conferencia de prensa.

 

Según explicó la funcionaria, la tasa de mortalidad infantil es un indicador fundamental del estado de salud de la población. Cabe aclarar que la mortalidad en la provincia se estudia todos los años y, luego, cada tres años para buscar el análisis de la tendencia de la serie.

Si se observa año a año, se produjeron 47 defunciones menos que en el 2019. El 75% de las muertes infantiles ocurrieron en los primeros 27 días de vida. Las causas fueron perinatales (51%); 38% malformaciones, 3% externas y 1% infecciosas.

Al respecto, la directora de Maternidad e Infancia de la Provincia, Mónica Rinaldi, resaltó que las estrategias más relevantes para este logro fueron el fortalecimiento de la regionalización, el sostenimiento de los controles prenatales a pesar de la pandemia, continuidad de los cuidados garantizando turno en atención primaria, desde el alta de la maternidad (alta conjunta), tanto para el niño como para la madre. 

También advirtió que los consultorios de los niños de alto riesgo continuaron funcionado y la aplicación del anticuerpo contra el virus sincitial respiratorio se colocó en los hospitales regionales, acercando la prestación a 150 pacientes.

 

Maternidades seguras

De los 23.464 nacimientos el 54% se realizó en efectores públicos y el 46% en privados. La tasa de prematurez del 6% y la tasa de extremo bajo peso al nacer es del 1,1%, este último grupo es el que más riesgo tiene de morir en el primer año de vida.

En lo que respecta a defunciones infantiles fueron 176 en 2020, es decir 47 menos que en 2019. De este modo, la tasa de mortalidad queda en 7,5 por mil nacidos vivo.

En tanto, las defunciones maternas en 2020 fueron 8 y de estas, 3 fueron por COVID-19, quedando el índice de mortalidad materna en 3,4 por 10 mil nacidos vivos

De acuerdo a lo explicado por Rinaldi, el 96% de los nacimientos en 2020 se dio en maternidades seguras, esto significa que deben tener anestesia permanente, un obstetra las 24 horas, sangre segura y posibilidad de hacer una cesárea de urgencia en cualquier momento.

“La mortalidad postneonatal ha venido descendiendo y la mortalidad neonatal se ha mantenido estable. La curva de mortalidad infantil sigue descendiendo hace muchos años”, agregó.