|05/01/21 07:31 AM

Mendoza cubre con fondos propios los planes nacionales de vivienda

El Gobierno nacional se ha fijado el objetivo de construir 264 mil unidades además de otorgar créditos para los que poseen terrenos

Los problemas de viviendas para los mendocinos tienen su historia, tanto como sus vicisitudes, todo un tema ligado a fondos de la Nación hacia la provincia y de la provincia, en muchos casos, a los municipios. Esto último, por acuerdo que arriban gestiones municipales con la gobernación sobre el cupo de viviendas.

Lo cierto es que a pesar de los importantes fondos que se manejan anualmente para viviendas, el déficit está y en el caso de Mendoza en más que preocupante.

Muchos aseguran que es un asunto que pasa sí o sí por el cedazo de la política y en muchos casos, lamentablemente, por discriminaciones entre los gobiernos de turno. Inadmisible cuestión que tendría que desaparecer, porque estamos hablando de intereses de miles de familias que necesitan un digno hábitat.

El anuncio presidencial en los últimos días del pasado diciembre, han creado un cierto halo de expectativas sobre la puesta en marcha del plan ‘Casa Propia, Construir Futuro’.

El proyecto detallado por Alberto Fernández abarca los próximos tres años, arrancando por el que se ha iniciado, con el objetivo de construir alrededor de 264.000 cupos habitacionales, con un monto global aproximado de $900.000 millones.

El ambicioso plan contará con la confluencia de programas de Desarrollos Urbanísticos Procrear, FONAVI, Provincia y Municipios y Reconstruir Argentina, para construir 220.000 casas. Además, sumará líneas de acción tales como generación de 20.000 lotes con servicios para toda familia que no tenga terreno propio. También, estarán a disposición de 24.000 créditos para que hagan sus viviendas aquellos adjudicatarios que posean lotes, o que recurran a la delimitación municipal o loteos del plan Procrear.

 

La provincia por ahora afronta con fondos propios

Lo dicho, Mendoza encara una política habitacional, donde ha tenido que echar mano a la creatividad local para reasignar partidas y no detener el ritmo anual de construcción de viviendas, que solo harían acrecentar el déficit habitacional que la provincia tiene de arrastre.

En ese sentido de la creatividad han comenzado a relucir administraciones departamentales, como Godoy Cruz, que puso en marcha una suerte de cogestión en la que convergen el IPV, el municipio, una entidad financiera, generalmente el Banco Nación y la familia que aspira la vivienda. Plan que ha comenzado a mostrarse con excelentes resultados con la entrega de un importe número de núcleos habitacionales.

Para conocer un poco más el estado de situación de la provincia, El Ciudadano mantuvo breve diálogo con la presidenta del directorio del Instituto Provincial de la Vivienda (IPV) María Marta Ontanilla, quien al referirse al déficit de Mendoza, dijo: “Sí, lamentablemente el déficit habitacional de la provincia ronda las 73.000 viviendas. Todo un tema, que no se arregla en una gestión o en dos, ni en muchas. Lo importante es no aportar al estancamiento o inmovilidad en políticas habitacionales”.

Al observarse las iniciativas municipales que están apareciendo con algunos modelos, respondió: “Por eso creo que toda iniciativa que tienda a bajar el déficit, suma. Nosotros en 2020 hemos entregado 900 viviendas en toda la provincia y tenemos 1.200 más en ejecución actualmente. Con ese plan que hemos encarado en la gestión, esperamos poder licitar en el primer semestre del año que se ha iniciado, alrededor de 1.000 viviendas más. La idea es sostener ese ritmo de obra para continuar construyendo ese número de casas durante los años que sigan hasta el 2023”.

“Aún, cuando el Fondo Nacional de Vivienda (FONAVI) sigue vigente, porque por ley es obligación que todas las provincias lo reciban, sigue siendo un gran tema la recepción en Mendoza de esos fondos nacionales”, agregó con tono preocupante.

Cuando se le preguntó sobre el cumplimiento de acuerdo con la demanda de casas, expresó: “Sí, la verdad que la provincia hace mucho esfuerzo. La mayoría de los programas que nosotros tenemos son con fondos provinciales, si bien es cierto que desde la Nación recibimos fondos para algunas obras, estos no son suficientes por lo que debemos emprender una política habitacional con dineros de presupuesto provincial”.

Finalmente, al respecto de los anuncios presidenciales desde el Sur del país, la funcionaria consideró: “Hay ciertas expectativas sobre los anuncios del presidente Alberto Fernández, quien a finales de diciembre pasado dio detalles del plan masivo viviendas, un punto que ha creado en la provincia el interés de conocer qué cupo de viviendas llegará para la gente que necesita una casa en Mendoza”.

 

 

TAGS