|26/07/21 08:51 AM

Cuestionan la legalidad del Patrono Santiago en Mendoza

Según el historiador mendocino Walter Burriguini la celebración encierra una doble ilegalidad. “Santiago el Mayor no es el verdadero Santo Patrono de Mendoza", afirmó el mendocino.

El feriado provincial que conmemora a Santiago Apóstol como Patrono de Mendoza sería ilegal desde un punto de vista constitucional, según una revisión reciente de parte del historiador mendocino Walter Burriguini.

Aunque también sería ilegal, aunque a priori suene irónico, como afirma el local de la provincia cuyana, “desde un punto de vista estrictamente religioso”.

 

 

“Desde un punto de vista constitucional resulta ilegal porque la Constitución de Mendoza es laica ya que no reconoce oficialmente ninguna religión ni establece ayudas o apoyos especiales de ningún tipo. Va más lejos que la Constitución Nacional, de corte más bien aconfesional, que no adhiere a ninguna religión en concreto pero, a diferencia de la provincia de Mendoza, sí permite al Estado apoyos y ayudas especiales a  instituciones religiosas, y a la Iglesia Católica en concreto”, explicó Burriguini (foto).

Esto lo afirmó en términos de que “la neutralidad de la Constitución de Mendoza es absoluta en materia religiosa. No menciona si quiera al pasar la importancia de la tradición católica en la conformación de la identidad provincial, como lo hacen, por ejemplo, las constituciones de Río Negro y Tierra del Fuego. Menos aún manda cooperar con el Estado nacional en el sostenimiento financiero de la Iglesia Católica, como sí lo hacen, a modo de ejemplo, las constituciones de las provincias de Buenos Aires y de Salta”.

 

 

“Ahora bien, esta suma neutralidad religiosa de la Constitución de Mendoza solo puede significar una cosa: que nuestro Estado provincial obraría ilegalmente cuando privilegia y premia con un feriado la conmemoración exclusivamente católica de Santiago Apóstol como patrono de Mendoza”, manifestó.

Es tal vez por eso “que no sorprende que la ley que establece el feriado de Patrón Santiago haya sido promulgada durante la última dictadura militar, en setiembre de 1976, porque, después de todo, a los dictadores lo que menos les importa es la legalidad constitucional. Lo sorpresivo es que todavía no haya sido derogada a pesar de los 38 largos años transcurridos desde el final de ese triste y oscuro capítulo de la Historia Argentina”, lanzó.

 

 

“Pero como decía al principio, el  feriado de Patrono Santiago no sólo es ilegal desde el punto de vista de nuestra Carta Magna mendocina sino que también es ilegal, y mucho, desde el punto de vista estrictamente religioso. ¿Por qué? Porque el Patrono que figura en el Acta de Fundación de Mendoza con aval y apoyo papal y firma de Don Pedro del Castillo no es Santiago… sino San Pedro”, ilustró. 

Según Burriguini, “Santiago el Mayor no es el verdadero Santo Patrono de Mendoza. Y las primeras menciones documentadas que lo sitúan en ese papel en vez de San Pedro son recién de 1.567, seis años después de la fundación. Y sin mediar pedidos de autorizaciones o dispensas al Vaticano que justifiquen el cambio”. 

 

 

“Vivimos entonces en el marco de un Estado provincial que infringiría  su propia Constitución para conmemorar a un patrón trucho, que no cuenta con autorización ni aval papal y por eso no figura en el Acta de Fundación de Mendoza”, espetó el historiador.

Y añadió: “Sobra decir que esta doble ilegalidad, constitucional y religiosa, de la conmemoración de Santiago Apóstol como Patrono de Mendoza es otro triste ejemplo de algo que ya hemos comentado varias veces en este espacio. No hay nada en la historia de Mendoza, ni siquiera rebuscando en lo más profundo de ella, que demuestre aquella larga tradición de respeto institucional de la que los mendocinos nos sentimos tan orgullosos y que supuestamente nos distingue de las demás provincias”.