|11/05/21 08:59 PM

Víctor Hugo Morales recibió el alta tras 50 días internado por Covid-19

El periodista de 73 años se recuperó de una neumonía bilateral producto del coronavirus y asegura que la enfermedad dejó secuelas en su cuerpo

Por Redacción

Luego de pasar cincuenta días internado por un cuadro de neumonía bilateral derivado de Covid-19, Víctor Hugo Morales recibió el alta médica y reveló que debe ser operado. 

"Estoy volviendo a mi casa con una infinita gratitud hacia todos los que me han ayudado, empezando por el Hospital Perón, donde me detectaron el coronavirus y vieron que estaba más complicado de lo que pensaba; hasta a la gente de la Clínica Los Arcos y a los especialistas de la clínica Alcla, donde transité un proceso de recuperación que me hizo muy bien. Este rato que me deja la vida lo quiero aprovechar todavía más”, manifestó el conductor de 73 años en su programa radial.

Horas más tarde, en un móvil con C5N habló de las secuelas que dejó el virus en su organismo. "Lo único que respetó el Covid fue mi voz. Parece mentira, porque a muchos les afecta enormemente, pero a mí por ese lado no. Me ha provocado todo tipo de prejuicios, ha sido verdaderamente traumático todo lo que pasa y a mí me gustaría trasmitirlo para la gente que tuvo Covid o para la que no se está cuidando lo suficiente", explicó. Y agregó: "Se llevó de mí todo: músculos, capacidad para respirar. En este momento estoy caminando normal porque tengo una prótesis".

Asimismo, el periodista señaló que llegó "devastado" a la clínica y que el equipo médico hizo posible su recuperación. Y que a raíz del coronavirus, deberá someterse a una intervención quirúrgica, que demorará su regreso a la televisión. "Todo se desprende del Covid, te ataca por todos lados, es de un crueldad tremenda", subrayó.

Y recordó cómo se enteró de la gravedad de su cuadro: "No supe que estaba tan grave, lo sabía mi familia y allegados muy directos, pero en el momento no me dijeron. Cuando los médicos dijeron la palabra intubar tomé conciencia de que la cosa era más complicada de lo que pensaba". En relación a su deseo de vacunarse, Morales contó que deberá someterse a un test de anticuerpos y según lo que le indiquen sus médicos, esperará dos o tres meses para inocularse. 

"Quiero tomar todas las previsiones que sean necesarias. Vivía diciendo: 'me quiero vacunar' y sin embargo no llegué a tiempo, sucedió esto que se convierte en una experiencia humana formidable. Lo que yo he aprendido en estas clínicas, lo que sé del personal sanitario, de su heroísmo, lo que conozco del trabajo de los enfermeros, lo que sé de los médicos intentando caminos para recuperarme a mí y a tantos otros es, desde el punto de vista humano, un aprendizaje muy pero muy grande. Salgo fortalecido en ese sentido, además de profundamente agradecido", concluyó.