|19/07/21 05:00 PM

Norovirus: el virus del vómito que enciende alertas internacionales

Según los especialistas tiene similitudes con el COVID-19 porque muta y obliga a los infectados a aislarse. Formas de prevenirlo y síntomas a tener en cuenta

Por Redacción

El norovirus es un germen muy infeccioso y con diversas cepas que causa vómitos, diarreas y fuertes dolores abdominales. Según informó la agencia de Salud Pública de Inglaterra, detectaron en las últimas semanas más de 100 brotes del “virus del vómito” y señalaron que los números de los contagios están alcanzando cifras prepandemia.

La propagación se ha dado a través de los niños en entornos escolares, pero luego se extendió a todos los grupos de diferentes edades. Si bien es una enfermedad de invierno, las autoridades sanitarias están en alerta, ya que esperan que se observe un aumento "inusual o fuera de temporada en los próximos meses luego de una mayor flexibilización de las medidas de control de COVID-19".

Esta enfermedad provoca en las personas una fuerte gastroenteritis, que no suelen ser graves, pero que en niños, bebés y ancianos sí puede tener una afectación importante.

En los grupos de riesgo el norovirus puede llegar a ser mortal, pero no es lo habitual. En general, lo más usual es tener de forma paralela al virus estomacal un dolor muscular, náuseas, fiebre y una gran deshidratación

Si una persona tiene síntomas, los profesionales sugirieron que evite cocinar y ayudar a preparar comidas para otras personas hasta 48 horas después de que la molestia haya desaparecido, ya que el norovirus puede transmitirse a través de alimentos contaminados por el virus cuando los alimentos son manipulados por personas sintomáticas o infectadas.

Síntomas

Los especialistas sanitarios afirman que puede afectar a la totalidad de la población, pero los niños son un grupo en el que los síntomas pueden agudizarse en el transcurso de la enfermedad

Los más comunes son:

  • Diarrea
  • Vómito
  • Náusea
  • Dolor de estómago

El norovirus provoca una severa inflamación del estómago o los intestinos, es decir, una gastroenteritis aguda. Los síntomas pueden aparecer entre las 12 a 48 horas siguientes de contraerlo y las personas suelen sentirse enfermas entre 1 y 3 días.

Otros síntomas que han observado en las personas afectadas son:

  • Fiebre
  • Dolor de cabeza
  • Dolor de cuerpo

Cómo prevenir el contagio

Las personas pueden contagiarse unas a otras por medio del consumo de agua o alimentos contaminados o entrando en contacto con superficies contaminadas. Debido a que es una enfermedad altamente contagiosa, se deben tomar una serie de precauciones para prevenir su propagación:

  • Lavarse bien las manos con agua y jabón.
  • Lavar cuidadosamente las frutas y verduras antes de comerlas.
  • No preparar alimentos ni atender a los demás si estás enfermo(a).
  • Limpiar y desinfectar las superficies regularmente.
  • Lavar bien la ropa sucia.

Estas medidas higiénicas son las aplicadas en los protocolos de COVID-19, como el lavado de manos, la desinfección de superficies que puedan haber sido contaminadas y la limitación de la movilidad en el período de convalecencia de la enfermedad, es decir no ir a trabajar, ni viajar y estar en casa el máximo tiempo posible. 

El tratamiento para combatirlo exige reposo y líquidos y generalmente desaparece en un par de días. Se transmite fácilmente a través del contacto con personas infectadas o superficies contaminadas.