|15/09/21 11:40 AM

Hallan un cadáver en Barcelona: sería el argentino que mató a su hijo

La policía catalana halló un cuerpo sin vida cerca del aeropuerto donde se buscaba a Martín Álvarez Giaccio. Una pista indicaría que se trata del prófugo.

Por Redacción

La búsqueda de Martín Ezequiel Álvarez Giaccio (44), acusado del asesinato por asfixia de su hijo de 2 años en un hotel, podría haber llegado a su fin. Al mediodía de este miércoles, los Mossos d’Esquadra dieron con el cadáver de un hombre ahorcado en un pantano entre el Prat de Llobregat y la ciudad de Barcelona, zona donde el argentino fue visto por última vez y donde se centraba el rastrillaje para dar con su paradero.

Como el cuerpo hallado no traía documentación personal, las autoridades no han confirmado que efectivamente se trate del prófugo, que desde el 24 de agosto es una de las personas más buscadas de España, luego de haber cometido el brutal crimen y darse a a la fuga. Ahora, los peritos policiales esperan los resultados de las pruebas dactilares que indicarán si se trata o no del asesino.

No obstante, una característica del hallazgo coincide con parte información de la que disponen los investigadores; las zapatillas blancas y rojas del cadáver parecen ser las mismas o similares a las que llevaba Álvarez Giaccio antes de que se le perdiera el rastro. 

 

 

El caso que estremeció a Barcelona

La Policía de Cataluña inició la búsqueda del economista argentino luego de acudir al hotel donde su hijo había sido asfixiado por él mismo. Por pedido de la madre del menor, las fuerzas de seguridad irrumpieron en la habitación donde el parricida se alojaba con el niño desde hacía dos días, y constataron que el cuerpo sin vida del niño yacía debajo de la cama.

La mujer había decidido dirigirse al alojamiento luego de que su ex pareja le enviara mensajes de texto insinuando el asesinato que, se sospecha, habría sido motivado por venganza tras una separación conflictuada.

 

 

A partir de ahí los Mossos d’Esquadra iniciaron un operativo de búsqueda al que luego adhirió Interpol España, emitiendo la alerta roja internacional para dar con el asesino. Los lazos de la investigación llegaron hasta Argentina, país de origen de Álvarez Giaccio, donde vivió hasta que emigró a Barcelona hace más de 20 años. Sin embargo, no se dio con ningún vínculo familiar o amistoso vigente. Tampoco se comprobó actividad sospechosa en un edificio de Villa Crespo (CABA) donde se ubica un inmueble que el criminal había declarado en 2013.