|11/01/22 12:55 PM

Do-dodonpa: la montaña rusa que rompe los huesos de sus pasajeros

La atracción llevaba casi 20 años en actividad, pero últimamente se reportaron lesiones que llevaron a su clausura

Por Redacción

La montaña rusa llamada Do-Dodonpa, que se encuentra en el Parque Fuji-Q Highland, en Japón, ha desconcertado a las autoridades y al personal del parque de atracciones por los insólitos efectos que sufrieron algunos pasajeros. Esta inmensa estructura del terror, que fue fundada en 2001 y clausurada en agosto de 2021, tiene la capacidad de acelerar a 180km/h en solo 1,56 segundos, lo que hasta su cierre atrajo a multitudes de curiosos por la sensación de velocidad extrema que promete.

Desde su creación, la atracción ganó por lejos el reconocimiento como la montaña rusa más rápida del mundo y sus creadores se esmeraron en que así lo sintieran quienes osaran subirse. Por eso quizá hayan decidido calificar a la velocidad de Do-Dodonpa como de 'super muerte', a modo de desafío para los interesados en esta experiencia.

 

 

Pero todo empezó a ponerse complicado en 2017, cuando los ingenieros consiguieron modificar el juego para aumentar la velocidad de 172 km/h que tenía hasta entonces a 180km/h. La reinauguración de la montaña fue todo un éxito y funcionó perfectamente durante los primeros dos años, hasta que algunos usuarios empezaron a reportar lesiones aparentemente provocadas por el vertiginoso paseo.

A partir de diciembre de 2019, al menos 6 personas denunciaron haber sufrido fracturas y lesiones severas en el cuello y la espalda, principalmente en la zona cervical, por lo que las autoridades ordenaron iniciar investigaciones al respecto.

De acuerdo a las primeras conclusiones de los expertos, la causa de las afecciones podría ser la aceleración, que es tres veces mayor a la fuerza de la gravedad; en teoría, no todos los cuerpos están preparados para aguantar esa fuerza. Otros sugirieron que, de no haber problemas técnicos, la causa de las lesiones podría ser la forma en que las personas iban sentadas al momento del recorrido.

De cualquier manera, hoy Do-Dodonpa no se encuentra habilitada para el público y su reapertura es todo una incógnita, ya que aún no se ha confirmado si su velocidad realmente implica un riesgo alto para los pasajeros.