|06/01/22 07:32 AM

Oportunidades en el comercio con China y políticas contradictorias

El avance se habría producido en Wuhan, zona que brinda a las empresas argentinas amplias facilidades para la logística y distribución de productos

Recientemente, el Ministerio de Relaciones Exteriores de nuestro país anunció una serie de medidas que apuntan a fortalecer la inserción de la producción argentina en el imponente mercado de China y sus vitales conexiones con puntos importantes de la exigente comercialización internacional.

El avance, según Cancillería, se habría producido en la ciudad de Wuhan, ubicada al centro del gigante asiático. Uno de los puntos más poderosos del comercio exterior chino, pero conocido hace dos años por toda la humanidad por el nacimiento de uno de los virus más letales que haya atacado al hombre en estos tiempos, el SARS – CoV – 2 (coronavirus). Evidentemente, superado con todas las medidas sanitarias chinas, para no detener el vital sentido de esa zona, producir y comercializar a gran escala internacional.

Indican que esa zona brinda a las empresas argentinas amplias facilidades para la logística y distribución de productos, reduciendo tiempos de entrega y facilitando la concreción de agenda de negocios y múltiples iniciativas.

Un lugar donde “el hub logístico creado allí cuenta con un área de exhibición de 6.000 metros cuadrados con presencia de más de 30 pabellones nacionales, representando un total aproximado de 20.000 productos importados y nucleando a más de 180 empresas y organizaciones de 76 países y regiones. Con una inversión estimada en 60 mil millones de yuanes, donde se intentará el posicionamiento de las empresas argentinas en el mercado chino”, aseguraron a El Ciudadano.

Especialistas de nuestro país no dejan de considerar a China como uno de los mercados con mayor potencial de crecimiento para los productos argentinos. Pero, en esas opiniones, hay quienes tienen otros análisis, mirando mucho más adentro a los problemas que hoy tiene la nación en materia económica y financiera, que impiden que muchas de las economías regionales que cuenta Argentina, puedan llevar sus producciones, no solo a China, sino a cualquier punto del planeta.

El gerente de la Cámara de Comercio Exterior de Cuyo, Mario Bustos Carra, quien, al consultarle de este anuncio oficial, respondió parafraseando con una sonrisa: “Con respecto a la constitución de este hub logístico, como diría mi abuela, lo que abunda no daña. Lo digo, porque para poder sacarle provecho a esta buena idea, repito, es una buena idea, usted debe tener un contorno que le sea favorable”.

 

—¿Por qué lo dice?

—Lo expreso por la cantidad de contenedores menos que hay con destino a China a raíz de las consecuencias del cepo a la carne que se aplicado, es tener una menor posibilidad de llegar a China este por todos los medios.

 

—Como que las posibilidades son, algunos sí otros no.

—Es más que eso, esto se produce debido, justamente, a la falta de una política económica que sea acorde. Por un lado, estamos fomentando las exportaciones a China y por otro, las estamos restringiendo, como es el caso de la carne. Y esto repercute, porque al no enviar contenedores con carne, tampoco puede mandar contenedores con carne de cerdo, carne aviar u otras carnes. Lo mismo sucede con otros elementos exportables de nuestro país, toda una contradicción. 

 

Situación de la economía de Cuyo

Al consultarle sobre qué sucede con la región Cuyo y en particular nuestra provincia, por el análisis que hizo, respondió: “Con respecto a Mendoza y a nuestra región cuyana, les cabe las generales de la ley, porque, las posibilidades pueden ser buenas, fíjese que la agencia ProMendoza abrió un hub (centro de operaciones) logístico en ese país, pero todo está condicionado”.

 

—¿A la política económica de nuestro país?

—Por supuesto, todo pasa por un entorno más amigable que se tiene que dar con la producción de nuestro país. Esto es que el Gobierno nacional trabaje, si realmente quiere explotar esta posibilidad en China, en un plan económico que permita tener un tipo de cambio que ayude a mejorar nuestra competitividad.

“Una cuestión que nos brindará la posibilidad recuperar posiciones con respecto a la logística que hoy está resentida. Por sobre todo instaurar un plan económico que nos permita bajar la inflación y que eso, nos otorgue una posibilidad de mirar las cosas con mayor seguridad y sensatez con todo lo que produce Argentina ante los mercados internacionales, donde no existan cepos o restricciones”, marcó el exportador.
 

TAGS