|30/12/21 01:46 PM

La UCIM criticó la reciente sanción de Bienes Personales

Daniel Ariosto confirmó el descontento tanto de la Comisión Directiva de UCIM, como de las cámaras territoriales, y de las específicas que representa la institución, respecto a la suba del impuesto logrado ayer por el Gobierno Nacional.

Tras la polémica sanción, por ley, del impuesto de Bienes Personales, ayer en el Senado de la Nación de Argentina, desde la Unión Comercial e Industrial de Mendoza rechazaron con energía lo que consideraron como un “impuesto logrado desde una postura oficialista estatizante”.

Fue por la misma sesión especial que quedó habilitada para la votación de los legisladores argentinos en la que Alfredo Cornejo, en representación de Mendoza, rechazara la instancia por considerarla nula luego de que se hubiera excedido el tiempo reglamentario para lograr el quórum necesario.

 

 

Tras dos horas de debate parlamentario fue que se sancionaron los cambios por 37 votos a favor y uno en contra, por lo cual ahora la iniciativa oficialista elevó de 2 a 6 millones de pesos el monto para los bienes particulares, y de 18 a 30 millones de pesos, el valor a partir del cual se pagará por lo que se considera una casa-habitación.

Recordando que previo a lo acontecido el miércoles, en Diputados el proyecto de ley pasó a Senadores ajustadamente, Daniel Ariosto, presidente de la UCIM, indicó que “como es de conocimiento público hubo ausencia de 3 diputados de la Nación, uno estaba enfermo, creo que por COVID, otro estaba en el festejo de un familiar, creo que en Alemania y la tercera persona fue una diputada recién elegida se fue de vacaciones y el producto fue por un voto el oficialismo impuso nuevamente su postura, que es una postura estatizante”.

 

 

Tenemos un 3% más que si se lo agregamos al IVA ahora tenemos que afrontar un 24%. El tema central que nos sigue preocupando desde la UCIM es que el país no puede seguir viviendo a impuestazos. El punto es que los países con una visión de desarrollo, muchos de ellos que son vecinos nuestros, poseen impuestos inteligentes al mismo tiempo que nosotros tenemos impuestos a lo loco. Y tener que imponer condiciones de vida, entrando a las casas de los ciudadanos, a los negocios de las empresas grandes y chicas y meterse en la vida de la gene no es bueno”.

Ariosto se quejó: “No se puede vivir a base de impuestazos, no se puede vivir en esta querida Argentina destruyendo actividades productivas. Y es lo que está haciendo este Gobierno Nacional. Así cada mañana vemos que en el país tenemos un impuesto más. Y cada día nos vamos despertando como con el asunto de Aerolíneas Argentinas, que ahora a las Low Cost les obliga a que tengan las mismas tarifas”.

 

 

“Las Low Cost están preparadas para volar con un precio bajo, prestando un servicio mínimo y por ende poseen una tarifa más baja que Aerolíneas Argentinas. Son más accesibles. Como esto no le conviene al Gobierno Nacional es que está obligando a las Low Cost a ajustarse en el mismo cuadro tarifario de Aerolíneas o se van del país. Esto es una barbaridad. Cortar la libertad de comercio, prevista en la Carta Magna, es un acto de tiranía. Es un acto de un Gobierno decidido a estilizar todo. A meterse en todo los negocios de la vida de toda la gente”, criticó.

El empresario mendocino aclaró que la UCIM, “no cumple otro papel que el de haber leído previamente los pensamientos de su Comisión Directiva, de las cámaras territoriales, de las cámaras específicas y todos han contestado con un desacuerdo total hacia las políticas nacionales. Hay un fastidio total, un gran mal humor, porque otra vez tenemos que pagar nosotros la farra del descuido fiscal que tiene la Argentina.