|24/11/21 12:31 PM

En la UCIM preocupa mucho lo que seguirá sufriendo Argentina

Daniel Ariosto, presidente de la entidad mendocina, manifestó que se esperan años muy complicados para el país que necesita activar tanto la educación como la economía.

El futuro inmediato que se apresta a vivir la República Argentina es motivo de profunda preocupación en la Unión Comercial e Industrial de Mendoza, UCIM, desde donde realizaron un análisis postelectoral y en el que la economía fue un tópico central.

Ha quedado a la vista el resultado de las recientes elecciones donde el Gobierno Nacional ha perdido en la mayoría de los distritos. También ha perdido el control del Congreso donde quedará muy disputada la Cámara de Diputados. Por lo tanto los tiempos que se vienen no son fáciles”, abrió sosteniendo Daniel Ariosto, presidente de la entidad mendocina.

 

 

Esto lo dijo reconociendo que aún “faltan dos años para que termine esta administración, con muy serios problemas de todo tipos. En primer lugar, el problema de la educación es la base de todo país, educar al soberano, educar el pueblo es una materia creciente. La inseguridad es algo que realmente preocupa enormemente porque va en aumento en los mayores centros urbanos fruto del avance del narcotráfico”.

Por un par de zapatillas se puede llegar a matar y eso la gente lo sufre. Algunos en silencio, otros violentamente, y estos hechos, dos de parte de la policía, varios de parte todos los días de parte de delincuentes mayores o menores, es algo que la gente vive con mucho susto. Y luego tenemos también otros problemas pendientes que son los de tipo económicos”, reflexionó.

 

 

Una vez más Ariosto, tal como lo ha venido comunicando UCIM, “seguimos sufriendo la ausencia de un plan económico, tenemos la evidencia que nos marca una inflación creciente, de una moneda que no existe, de una falta total de una estrategia de impuestos inteligentes que motivara la posibilidad de que las empresas pudieran ser facilitadas en su crecimiento y en su desarrollo”, dijo. 

Y añadió: “Todo lo contrario. Es una administración antiempresas, las expulsa y sufren las grandes y por su puesto las más chicas. Pero sobre todo sufren los trabajadores, que están por debajo de la línea que marca la inflación y cada vez, por su puesto, ganan menos y no llegan a fin de mes”.

 

 

Nos preocupa a todos el nivel de pobreza, en un país que no ha habido guerra y no ha pasado por alguna catástrofe y que tiene un 50% de pobreza. Pero debemos ser positivos y por eso es que tenemos que alentar que la oposición crezca en forma unánime donde los políticos dejen de mirar a sus propios intereses. Y miren hacia los intereses de la gente. Aunque no está muy claro eso todavía”, consideró.

En ese sentido marcó que “hay muchos anotándose en la carrera presidencial y esto no es bueno. Para la gente de a pie, para los estamos trabajando, para los empleados, para los niños, creo que la situación no va a ser fácil. Y llegando a dos años más, si sigue este gobierno o si cambia la idea política, el país va a seguir sufriendo porque tiene muchas deudas. Está excluido del mundo. Nosotros creemos que el mundo se ha parado pero ha seguido evolucionando, con sus problemas, pero ha seguido desarrollándose”.

 

 

“Hay una gran cantidad de empresas que se han emigrado de Argentina y también muchos jóvenes profesionales. En este contexto la educación es un asunto fundamental y así lo ha demostrado UCIM que la ha desarrollado como un arma potente para poder ayudar a quienes tienen un trabajo o lo están buscando o simplemente quieran perfeccionarse. El concepto de la educación es la base de un país”, concluyó.