|05/07/21 08:33 PM

La Comedia Municipal 2021 se despide con 'El viento en un violín'

La obra 'El viento en un violín', de Agustín Dagerre, se podrá ver esta semana, con dos funciones desde las 20 en el espacio de Ciudad

Por Redacción

Con la obra El viento en un violín, La Comedia Municipal 2021 se despide de las tablas –al menos por ahora– con dos funciones este fin de semana, en el Teatro Mendoza (San Juan 1427, de Ciudad).

La obra dirigida por Agustín Daguerre y escrita por Claudio Tolcachir se podrá ver en escena el jueves 8 y el viernes 9, desde las 20. Las entradas tienen un valor general de $400 y se pueden comprar acá.

Con las actuaciones de Manuel García Migani, Gabriela Simón, Virginia Diblasi, Alejandra Trigueros, Diego Quiroga y Laura Masuti, la pieza teatral se mete de lleno en temas que, en algún momento de nuestras vidas, nos tocan a todos: encuentros, desencuentros, injusticias, violencia, sueños imposibles que para hacerlos posibles hay que llegar hasta el límite.

Sinópsis de El viento en un violín: La obra nos sumerge en el estudio de las relaciones humanas que transitan errantes el laberíntico camino del amor en todas sus variantes. Historias de seres buscándose la vida. El amor que lo atraviesa todo, que todo lo permite: lo bueno y lo malo. El amor de pensar la vida de otra forma y aceptarla... tal vez.

Argumento 

Mujeres que se aman, buscando desesperadamente un hijo. Madres con hijos, desesperadas por asegurarles la felicidad. Hijos desorientados, desesperados por encontrar su lugar. Historias de seres buscándose la vida. Y el amor que lo atraviesa todo, que todo lo permite, lo bueno y lo malo. El amor de pensar la vida de otra forma y aceptarla tal vez, en nombre del amor.

Palabras del director

¿Qué es lo que está bien? ¿Cómo es? ¿Acaso existe? ¿Quién lo estableció? Siempre ha sido y es una gran pregunta para mí cómo se fue gestando este sistema patriarcal y capitalista que habitamos, sistema de mandatos y normas que nos describen, que nos califican, que nos definen y al cual tenemos que adaptarnos cual plastilina a un molde. Una batería de condiciones que hacen de les seres humanos perseguidores de zanahorias que ni siquiera nos pertenecen, sino que nos establecen, que nos imponen y que por suerte cada vez se convierten en opciones más vetustas y arcaicas. Vivimos sumergidos en la búsqueda del “éxito”. ¿Qué carajo significa esa palabra más que otro pilar constituyente de un gran esquema encargado de reprimir cualquier conducta que se desvíe de la norma? La primera vez que leí El viento en un violín automáticamente se disparó toda esta batería de preguntas nuevamente en mi cabeza; creo que la pieza exalta la posibilidad de construcción del propio lugar, aunque éste no sea el que indican las normas sociales aceptadas, bajo la premisa que la vida claramente no tiene ningún sentido, sino que es una construcción que cada une realiza desde su propia experiencia, siguiendo el camino de su historia, de su deseo. Esta es una de las primeras causas por la cual hago elección de este texto. En la obra los personajes que están fuera del mapa, desde sus propias elecciones, desde sus mundos, costumbres y capacidades particulares van a buscar construir su propia felicidad, aunque los medios que utilizan no son los mejores, sino los más equivocados y hasta violentos, jugando aquí la pieza con un humor ácido y negro. El objetivo de los personajes creo, es el establecimiento de un nuevo sistema, de un nuevo mapa.   

Ficha Técnica 

  • Nombre: El Viento en un Violín.
  • Dirección: Agustín Daguerre.
  • Texto: Claudio Tolcachir.
  • Elenco: Manuel García Migani, Gabriela Simón, Virginia Diblasi, Alejandra Trigueros, Diego Quiroga y Laura Masuti.
  • Diseño lumínico: María Vilchez Aruani.
  • Diseño escenográfico: Nicolás Tramontina.
  • Asistencia de dirección: Raúl Ricardo Rojas.