|23/08/21 05:46 PM

El consumo de psicofármacos aumentó durante la pandemia

En el programa El Interactivo hablamos con el presidente del Colegio Farmacéutico de Mendoza, Mario Valestra, quien nos explicó las posibles causas de este fenómeno

Por Redacción

Junto al surgimiento de la pandemia y eventual confinamiento muchos factores de la vida cotidiana se vieron afectados:  el nuevo hábito de trabajar en casa, el cambio de rutina, el estrés, las consecuencias de pasar más tiempo con la pareja y en otros tantos, la falta de trabajo, generaron problemáticas psicológicas y físicas para un gran porcentaje de la población que debió concurrir a los psicofármacos.

En los últimos días se supo que durante la cuarentena, aumentó de consumos de estos medicamentos que, al parecer, es otro de los ítems que generó la presencia del COVID-19 durante todo el 2020.

En el programa El Interactivo -que se emite por Facebook y YouTube de El Ciudadano, lunes a viernes-el presidente del Colegio Farmacéutico de Mendoza, Mario Valestra, nos explicó a que se debe este incremento.

“La comunidad médica puede responder esto, especialmente los psiquiatras. Pero indudablemente ha tenido la pandemia su efecto negativo y se vio plasmado en las estadísticas de la provincia. Lógicamente que estas situaciones han traído consecuencias, pero no solo en salud mental sino también en otras patologías en las que no se han hecho los tratamientos adecuados"

Con relación al aumento de consumo explicó que "cada vez que hay crisis, se visibiliza en mayor medida este fenómeno" y que "las expresiones exógenas son una realidad: cuando uno se queda sin trabajo, tiene problemas de estrés serias acude al médico. Estas patologías son muy comunes, las patologías por estrés, las crisis de pánico son cada vez más comunes y se observaron durante toda la pandemia del coronavirus".

La pandemia

De acuerdo con las diferentes etapas de la pandemia manifestó que "en el primer semestre del 2020 el consultorio médico no trabajó en condiciones de continuidad y la gente no podía transitar normalmente, por lo que la prescripción de psicofármacos se vio restringida. Entonces el consumo fue normal, no estuvo relacionado con el aumento de patologías". 

“En el segundo semestre del 2020 al ir normalizando la atención médica, la prescripción fue más normal en la atención. Entonces, se vio aumento considerable de consumo de psicofármacos", sostuvo el especialista.

Las estas estadísticas de consumo se pudieron observar, según Valestra, por marcas y recetas farmacéuticas. Esto les permitió ver el consumo y distribución en la provincia: "Podemos decir que durante ese tiempo las droguerías suministraron a las farmacias un 10 y un 12% más de psicotrópicos".