|05/01/22 05:02 PM

El 85% de los argentinos cree que la vacunación masiva frena al virus

La información surge de un estudio realizado por el CONICET, que relevó las opiniones de más de 4.500 argentinos sobre la pandemia

Por Redacción

En medio de la tercera ola de coronavirus y a dos años del comienzo de la pandemia, casi el 85% de los argentinos afirma que la vacunación masiva evita la propagación del coronavirus, según revela un informe de la Encuesta Ciencia, Salud, Creencias y Sociedad realizado por el CONICET.

El relevamiento, que consultó a 4.537 personas de todo el país, arrojó que durante el último año los argentinos padecieron, al menos, tres problemas de salud; siendo que el principal estuvo relacionado con la salud mental, mientras que 2 de cada 10 aseguraron padecer Covid-19. Además, el 70% de los encuestados manifestó estar en favor de la inoculación obligatoria.

“Notamos que hay una creencia generalizada que con la vacunación se frena la circulación del virus, pero las personas dijeron también que se sienten protegidas y que evita enfermarse”,  señaló Gabriela Irrazábal, responsable del Centro de Estudios e Investigaciones Laborales (CEIL) del CONICET y líder del estudio, en diálogo con El Interactivo (lunes a viernes de 13 a 14 por Facebook y YouTube de El Ciudadano).

En ese sentido, la especialista explicó que "hay una amplia proporción de la población que confía en la vacunación contra el Covid-19. Es un dato esperanzador, ya que casi el 85% cree la vacuna es la salida para frenar la circulación del coronavirus; aunque también algunos mencionaron que creen que con la vacuna no se van a enfermar y que están protegidos".

Consultada sobre el porcentaje de edades que menos cree en las vacunas, Irrazábal contó que "la confianza en la vacunación es similar en todas las franjas etarias. Si bien es cierto que se encuentra entre los jóvenes un poco menos de aceptación, eso no implica que no haya aceptación en la campaña de vacunación.

Asimismo, la investigadora del CONICET manifestó que "solo un 30% de los encuestados considera que la inoculación no debería ser obligatoria. Esto último más bien tiene que ver con temas vinculados a dudas respecto a la vacuna y miedos a los efectos adversos, y no tanto por una ideología antivacunas generalizada".