ciudadanodiario.com.ar
Una niña confundió heroína con gomitas dulces
Cargando...
Por Redacción

Una niña confundió heroína con gomitas dulces



Una mujer fue detenida en el estado estadounidense de Delaware, después de que su hija de cuatro años repartiese bolsas de heroína entre sus compañeros de clase pensando que eran gomitas dulces masticables. Aunque varios niños fueron trasladados al hospital como medida de precaución, ninguno llegó a consumir la sustancia.


Los hechos se produjeron este lunes, cuando la menor acudió con unas 250 bolsas de heroína (3,7 kilos) en estado de cristalización a su escuela de la localidad de Selbyville. Al parecer, la niña había cambiado de mochila sin el conocimiento de su madre, después de que una mascota le destrozara la que solía llevar habitualmente, y según infirieron los investigadores es muy factible que la traficante guardase el producto en la mochila en desuso.


Los responsables del centro llamaron a las autoridades tras percatarse de que varios de los niños tenían bolsas con una sustancia desconocida. Los investigadores comprobaron posteriormente que las piedras semi-blandas eran heroína.


La madre de la niña, de 30 años, ha sido detenida por posesión de drogas y por poner en riesgo a un menor de edad. La fémina, identificada como Ashley Tull, ha quedado en libertad tras el pago de una fianza de casi 7 mil dólares. La Policía también ha ordenado a Tull permanecer alejada de sus tres hijos, que han quedado bajo custodia de otros familiares.



comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter

Una niña confundió heroína con gomitas dulces

Una mujer fue detenida en el estado estadounidense de Delaware, después de que su hija de cuatro años repartiese bolsas de heroína entre sus compañeros de clase pensando que eran gomitas dulces masticables. Aunque varios niños fueron trasladados al hospital como medida de precaución, ninguno llegó a consumir la sustancia.

Los hechos se produjeron este lunes, cuando la menor acudió con unas 250 bolsas de heroína (3,7 kilos) en estado de cristalización a su escuela de la localidad de Selbyville. Al parecer, la niña había cambiado de mochila sin el conocimiento de su madre, después de que una mascota le destrozara la que solía llevar habitualmente, y según infirieron los investigadores es muy factible que la traficante guardase el producto en la mochila en desuso.

Los responsables del centro llamaron a las autoridades tras percatarse de que varios de los niños tenían bolsas con una sustancia desconocida. Los investigadores comprobaron posteriormente que las piedras semi-blandas eran heroína.

La madre de la niña, de 30 años, ha sido detenida por posesión de drogas y por poner en riesgo a un menor de edad. La fémina, identificada como Ashley Tull, ha quedado en libertad tras el pago de una fianza de casi 7 mil dólares. La Policía también ha ordenado a Tull permanecer alejada de sus tres hijos, que han quedado bajo custodia de otros familiares.

comentarios

Login