Una alegría para los diabéticos: cada vez más cerca del páncreas artificial
Cargando...
Por Redacción

Una alegría para los diabéticos: cada vez más cerca del páncreas artificial



Por primera vez se probó con éxito un páncreas artificial en pacientes con diabetes tipo 1.  No se había realizado antes  en la Argentina y es una noticia que ha esperanzado a miles de personas que sufren esta enfermedad.


Las investigaciones las llevaron a cabo distintos profesionales del Hospital Italiano de Buenos Aires y del Conicet, junto con la colaboración de la Universidad de Virginia, Estados Unidos.



Para la investigación se les propuso a 5 pacientes probar este dispositivo durante 36 horas seguidas, en las que permanecieron internados y monitoreados por los investigadores.


El objetivo de la investigación es regular de forma automática el valor de azúcar en sangre, sin que el paciente que padece de diabetes tipo 1 deba suministrarse insulina manualmente.


El dispositivo cuenta con un sensor continuo de glucosa y una bomba de infusión de insulina, conectados vía bluetooth a un teléfono celular, que mediante un software inteligente, va calculando los valores de insulina que precisa el paciente. Para esto, antes, se deben introducir algunos datos como qué va a comer y a qué hora.


La investigación contará con una segunda parte en donde se intentará que el dispositivo aumente su autonomía.


comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter
imagen

Una alegría para los diabéticos: cada vez más cerca del páncreas artificial

imagen

Por primera vez se probó con éxito un páncreas artificial en pacientes con diabetes tipo 1.  No se había realizado antes  en la Argentina y es una noticia que ha esperanzado a miles de personas que sufren esta enfermedad.

Las investigaciones las llevaron a cabo distintos profesionales del Hospital Italiano de Buenos Aires y del Conicet, junto con la colaboración de la Universidad de Virginia, Estados Unidos.

Para la investigación se les propuso a 5 pacientes probar este dispositivo durante 36 horas seguidas, en las que permanecieron internados y monitoreados por los investigadores.

El objetivo de la investigación es regular de forma automática el valor de azúcar en sangre, sin que el paciente que padece de diabetes tipo 1 deba suministrarse insulina manualmente.

El dispositivo cuenta con un sensor continuo de glucosa y una bomba de infusión de insulina, conectados vía bluetooth a un teléfono celular, que mediante un software inteligente, va calculando los valores de insulina que precisa el paciente. Para esto, antes, se deben introducir algunos datos como qué va a comer y a qué hora.

La investigación contará con una segunda parte en donde se intentará que el dispositivo aumente su autonomía.

comentarios

Descargate nuestra App!

imagen imagen
imagen imagen
Login