Cargando...
Por Redacción
imagen

Se buscan cambios



La Federación de Tenis de la Provincia de Buenos Aires, encabezada por Guillermo Scarcella, un ex tenista con experiencia en la política deportiva, aglutina a 187 entidades de 47 ciudades y busca una refundación en la disciplina de las raquetas. El dirigente explicó cuáles son los lineamientos de la nueva organización que se formó hace algunos meses en Tandil y que le disputará el poder a la actual cúpula con el objetivo de nacionalizar uno de los deportes más importantes de Argentina.


Hay un grito del país por federalizar el tenis. De que todos tengamos la misma voz y se nos escuche. Hoy no nos sentimos escuchados. Miremos las cúpulas de la Asociación Argentina en los últimos 30 años y se darán cuenta. No tenemos nada en contra de esa cúpula, pero sentimos que hay una postergación del interior”, dijo a La Nación.


En ese sentido, manifestó que la flamante federación “no se formó para pelear con la AAT o quitarle espacio, sino todo lo contrario. Nos formamos para sumar” y criticó que la dirigencia no siempre está preparada para manejar a superestrellas.



comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter
imagen
imagen
imagen
imagen

Se buscan cambios

La Federación de Tenis de la Provincia de Buenos Aires, encabezada por Guillermo Scarcella, un ex tenista con experiencia en la política deportiva, aglutina a 187 entidades de 47 ciudades y busca una refundación en la disciplina de las raquetas. El dirigente explicó cuáles son los lineamientos de la nueva organización que se formó hace algunos meses en Tandil y que le disputará el poder a la actual cúpula con el objetivo de nacionalizar uno de los deportes más importantes de Argentina.

Hay un grito del país por federalizar el tenis. De que todos tengamos la misma voz y se nos escuche. Hoy no nos sentimos escuchados. Miremos las cúpulas de la Asociación Argentina en los últimos 30 años y se darán cuenta. No tenemos nada en contra de esa cúpula, pero sentimos que hay una postergación del interior”, dijo a La Nación.

En ese sentido, manifestó que la flamante federación “no se formó para pelear con la AAT o quitarle espacio, sino todo lo contrario. Nos formamos para sumar” y criticó que la dirigencia no siempre está preparada para manejar a superestrellas.

comentarios

imagen imagen
Login