Santos pide el “auxilio” de Pastrana y Uribe para salvar el Acuerdo con las FARC
Cargando...
Por Redacción

Santos pide el “auxilio” de Pastrana y Uribe para salvar el Acuerdo con las FARC



El presidente Juan Manuel Santos y sus rivales políticos comenzaron a explorar un posible camino que rescate los acuerdos de paz logrados con la guerrilla de las FARC, tras el “no” de los colombianos que recibieron en las urnas el pasado domingo. Santos se reunió este miércoles, por separado, con sus predecesores Andrés Pastrana y Alvaro Uribe. Sobre la mesa está la posibilidad de reabrir las negociaciones con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), pero con una delegación más plural en la que participen también los defensores del “no” a los acuerdos con la principal guerrilla del país.


Por el Palacio de Nariño desfilaron el expresidente Andrés Pastrana, quien se reunió con Santos justo antes de que el también exmandatario, Alvaro Uribe, llegara con su cohorte. En ella destacaban el exprocurador general de la nación, Alejandro Ordoñez, y el pastor Cesar Castellanos, líder de la Misión Carismática Internacional y una de las figuras más influyentes dentro de la comunidad cristiana de Colombia. También estuvieron acompañando a su líder los senadores y portavoces del Centro Democrático, que en la víspera del plebiscito del 2 de octubre destacaron como fieles alfiles del “no” a lo pactado entre el Gobierno y la guerrilla.


El tamaño de la comitiva uribista denotó la complejidad del problema que encara el país después de la inesperada derrota del “sí”, pues a la idea de decidir entre aceptar y rechazar lo acordado, se sumaron ahora un abanico de intereses que antes del domingo estaban fuera de la discusión. Los promotores del “no” hicieron sobrado énfasis en que su apuesta era por renegociar lo pactado, pero tras su victoria parecen haber incluido en el vagón de la renegociación asuntos como la ideología de género y el concepto de “familia”.


Así que el nuevo ajedrez político resultante de la victoria del “no” no solo ha desnudado el exceso de optimismo del Gobierno de Santos que no da señales de tener un plan B para paliar la derrota en el Plebiscito. Y lo mismo parece suceder para los promotores del “no”, quienes ante lo inesperado del triunfo aún no dan pistas sobre sus propuestas de reforma que decían tener tan claras en la víspera y que han aprovechado la ocasión para poner sobre la mesa diversos debates bajo el paraguas del “diálogo nacional” que citó Uribe luego de lo decidido por el pueblo colombiano.



comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter
imagen

Santos pide el “auxilio” de Pastrana y Uribe para salvar el Acuerdo con las FARC

imagen

El presidente Juan Manuel Santos y sus rivales políticos comenzaron a explorar un posible camino que rescate los acuerdos de paz logrados con la guerrilla de las FARC, tras el “no” de los colombianos que recibieron en las urnas el pasado domingo. Santos se reunió este miércoles, por separado, con sus predecesores Andrés Pastrana y Alvaro Uribe. Sobre la mesa está la posibilidad de reabrir las negociaciones con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), pero con una delegación más plural en la que participen también los defensores del “no” a los acuerdos con la principal guerrilla del país.

Por el Palacio de Nariño desfilaron el expresidente Andrés Pastrana, quien se reunió con Santos justo antes de que el también exmandatario, Alvaro Uribe, llegara con su cohorte. En ella destacaban el exprocurador general de la nación, Alejandro Ordoñez, y el pastor Cesar Castellanos, líder de la Misión Carismática Internacional y una de las figuras más influyentes dentro de la comunidad cristiana de Colombia. También estuvieron acompañando a su líder los senadores y portavoces del Centro Democrático, que en la víspera del plebiscito del 2 de octubre destacaron como fieles alfiles del “no” a lo pactado entre el Gobierno y la guerrilla.

El tamaño de la comitiva uribista denotó la complejidad del problema que encara el país después de la inesperada derrota del “sí”, pues a la idea de decidir entre aceptar y rechazar lo acordado, se sumaron ahora un abanico de intereses que antes del domingo estaban fuera de la discusión. Los promotores del “no” hicieron sobrado énfasis en que su apuesta era por renegociar lo pactado, pero tras su victoria parecen haber incluido en el vagón de la renegociación asuntos como la ideología de género y el concepto de “familia”.

Así que el nuevo ajedrez político resultante de la victoria del “no” no solo ha desnudado el exceso de optimismo del Gobierno de Santos que no da señales de tener un plan B para paliar la derrota en el Plebiscito. Y lo mismo parece suceder para los promotores del “no”, quienes ante lo inesperado del triunfo aún no dan pistas sobre sus propuestas de reforma que decían tener tan claras en la víspera y que han aprovechado la ocasión para poner sobre la mesa diversos debates bajo el paraguas del “diálogo nacional” que citó Uribe luego de lo decidido por el pueblo colombiano.

comentarios

imagen imagen
Login