Cargando...
Por Redacción

Photoshopeando una mentira



Después de despedirse de su familia en el aeropuerto, Zilla Van Den Born ha logrado convencer a sus familiares de que estaba viajando por Tailandia, Camboya y Laos editando fotografías de alimentos y lugares turísticos exóticos. Poco sabían que la joven en realidad, estaba sentada en su sofá. Para llevar a cabo todo esto fingió llamadas por Skype a sus padres bajo luces de Navidad y un paraguas tailandés o enviaba mensajes de texto en el medio de la noche para aumentar su credibilidad. Toda esta mentira era parte de su proyecto de graduación de la universidad, para mostrar cómo las redes sociales no siempre reflejan la realidad.


Zilla afirmó: “Mi objetivo era probar qué tan común y fácil es distorsionar la realidad. “Hice esto para mostrar a la gente que filtramos y manipulamos lo que mostramos en las redes sociales”. La joven estudiante holandesa envió fotos de buceo en el agua turquesa con peces tropicales alrededor de ella que fueron tomadas en una piscina municipal y después alteradas de manera digital en casa. Se añadió en hermosas playas y resortes de lujo en los 42 días que pasó escondida en su departamento con su novio, la única persona que sabía de la estrategia.


La sorpresa fue mayúscula cuando confesó todo a su familia. Van Den Born ha elaborado un libro para dar a los lectores la oportunidad de ver las fotos del antes y el después de que fueran editadas.


comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter
imagen

Photoshopeando una mentira

Después de despedirse de su familia en el aeropuerto, Zilla Van Den Born ha logrado convencer a sus familiares de que estaba viajando por Tailandia, Camboya y Laos editando fotografías de alimentos y lugares turísticos exóticos. Poco sabían que la joven en realidad, estaba sentada en su sofá. Para llevar a cabo todo esto fingió llamadas por Skype a sus padres bajo luces de Navidad y un paraguas tailandés o enviaba mensajes de texto en el medio de la noche para aumentar su credibilidad. Toda esta mentira era parte de su proyecto de graduación de la universidad, para mostrar cómo las redes sociales no siempre reflejan la realidad.

Zilla afirmó: “Mi objetivo era probar qué tan común y fácil es distorsionar la realidad. “Hice esto para mostrar a la gente que filtramos y manipulamos lo que mostramos en las redes sociales”. La joven estudiante holandesa envió fotos de buceo en el agua turquesa con peces tropicales alrededor de ella que fueron tomadas en una piscina municipal y después alteradas de manera digital en casa. Se añadió en hermosas playas y resortes de lujo en los 42 días que pasó escondida en su departamento con su novio, la única persona que sabía de la estrategia.

La sorpresa fue mayúscula cuando confesó todo a su familia. Van Den Born ha elaborado un libro para dar a los lectores la oportunidad de ver las fotos del antes y el después de que fueran editadas.

comentarios

imagen imagen
Login