ciudadanodiario.com.ar
Muere Anita Ekberg, ícono erótico de Fellini
Cargando...
Por Redacción

Muere Anita Ekberg, ícono erótico de Fellini



La legendaria actriz sueca Anita Ekberg, inmortalizada por Federico Fellini en “La dolce vita”, falleció este domingo cerca de Roma a los 83 años de edad, indicó la prensa italiana. Según la versión electrónica del diario La Repubblica, la sensual actriz falleció en una clínica en Rocca di Papa, en la provincia de Roma, donde estaba hospitalizada.


Kerstin Anita Marianne Ekberg, hija de una estibador, nació el 29 de septiembre 1931 en Malmoe. Fue la sexta de ocho hijos. En 1950 fue elegida Miss Suecia, y fue luego candidata a Miss Universo en Estados Unidos. No lo logró pero John Wayne le ofreció su primer papel. Tras cinco año en Hollywood, Anita Ekberg recibió el Globo de Oro en 1955 de la mejor actriz revelación por su papel en “Blood Alley” de William A. Wellman y en 1956 participó en “Guerra y Paz” de King Vidor.


En 1960, Ekberg rompió la pantalla en la “La Dolce Vita”, donde su baño con un vestido largo en la fuente romana de Trevi seduciendo a Marcello Mastroianni y a millones de espectadores. Llamada hasta entonces “el iceberg”, un escultor hizo de ella una “venus de hielo” y la actriz ganó el apelativo de “bomba sueca”.


comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter

Muere Anita Ekberg, ícono erótico de Fellini

La legendaria actriz sueca Anita Ekberg, inmortalizada por Federico Fellini en “La dolce vita”, falleció este domingo cerca de Roma a los 83 años de edad, indicó la prensa italiana. Según la versión electrónica del diario La Repubblica, la sensual actriz falleció en una clínica en Rocca di Papa, en la provincia de Roma, donde estaba hospitalizada.

Kerstin Anita Marianne Ekberg, hija de una estibador, nació el 29 de septiembre 1931 en Malmoe. Fue la sexta de ocho hijos. En 1950 fue elegida Miss Suecia, y fue luego candidata a Miss Universo en Estados Unidos. No lo logró pero John Wayne le ofreció su primer papel. Tras cinco año en Hollywood, Anita Ekberg recibió el Globo de Oro en 1955 de la mejor actriz revelación por su papel en “Blood Alley” de William A. Wellman y en 1956 participó en “Guerra y Paz” de King Vidor.

En 1960, Ekberg rompió la pantalla en la “La Dolce Vita”, donde su baño con un vestido largo en la fuente romana de Trevi seduciendo a Marcello Mastroianni y a millones de espectadores. Llamada hasta entonces “el iceberg”, un escultor hizo de ella una “venus de hielo” y la actriz ganó el apelativo de “bomba sueca”.

comentarios

Login