ciudadanodiario.com.ar
Meriendas en grave peligro de extinción
Cargando...
Por Redacción

Meriendas en grave peligro de extinción



Con mentira tras mentira, el Gobierno provincial sigue ‘aguantando’ la entrega de pagos mensuales a proveedores alimentarios escolares, y la deuda a fin de mes será de $113 millones, lo que representa la deuda más cuantiosa de los últimos cien años con este sector.


Por su parte el Gobierno, a través de funcionarios de Hacienda y Desarrollo Social, sostiene que la deuda no supera los $40 millones, cuando en realidad a la fecha se deben $83 millones. Inclusive, a fin de mes entra en fecha de pago el correspondiente a octubre, el cual eleva la cifra a $113 millones. En otras palabras, públicamente, el Estado reconoce un tercio de lo que realmente adeuda.


Pero lejos de los números fríos y especulaciones de ambas partes, lo cierto es que los chicos, como siempre, son las principales víctimas de una administración deficitaria, irresponsable y, sobre todas las cosas, mentirosa. Hace un mes, el propio gobernador Francisco Pérez dijo que “los proveedores tendrán que esperar porque primero se deberán arreglar los sueldos”.


Sin embargo, basta con abrir cualquier diario de cualquier día de la semana pasada para enterarse de que los maestros no cobran y los profesionales de la Salud tampoco. Bajo este panorama, no podemos pensar otra cosa que no sea en la mentira, aquella que hoy (en tiempos electorales) intenta sostener una situación presentando un escenario que no condice con la realidad.


Deuda alimentaria (en fecha de pago)


Julio: $5.000.000


Junio: $18.000.000


Agosto: $30.000.000


Septiembre: $30.000.000


Deuda alimentaria (próximo a entrar en fecha de pago)


Octubre: $30.000.000


Total acumulado: $130.000.000


Gasto diario $1.500.000


comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter

Meriendas en grave peligro de extinción

Con mentira tras mentira, el Gobierno provincial sigue ‘aguantando’ la entrega de pagos mensuales a proveedores alimentarios escolares, y la deuda a fin de mes será de $113 millones, lo que representa la deuda más cuantiosa de los últimos cien años con este sector.

Por su parte el Gobierno, a través de funcionarios de Hacienda y Desarrollo Social, sostiene que la deuda no supera los $40 millones, cuando en realidad a la fecha se deben $83 millones. Inclusive, a fin de mes entra en fecha de pago el correspondiente a octubre, el cual eleva la cifra a $113 millones. En otras palabras, públicamente, el Estado reconoce un tercio de lo que realmente adeuda.

Pero lejos de los números fríos y especulaciones de ambas partes, lo cierto es que los chicos, como siempre, son las principales víctimas de una administración deficitaria, irresponsable y, sobre todas las cosas, mentirosa. Hace un mes, el propio gobernador Francisco Pérez dijo que “los proveedores tendrán que esperar porque primero se deberán arreglar los sueldos”.

Sin embargo, basta con abrir cualquier diario de cualquier día de la semana pasada para enterarse de que los maestros no cobran y los profesionales de la Salud tampoco. Bajo este panorama, no podemos pensar otra cosa que no sea en la mentira, aquella que hoy (en tiempos electorales) intenta sostener una situación presentando un escenario que no condice con la realidad.

Deuda alimentaria (en fecha de pago)

Julio: $5.000.000

Junio: $18.000.000

Agosto: $30.000.000

Septiembre: $30.000.000

Deuda alimentaria (próximo a entrar en fecha de pago)

Octubre: $30.000.000

Total acumulado: $130.000.000

Gasto diario $1.500.000

comentarios

Login