Cargando...
Por Redacción

Lo mataron cuando pintaba las rejas de su casa



Un hombre de 38 años fue asesinado a tiros ayer cuando pintaba las rejas del frente de su casa, en la localidad bonaerense de Ituzaingó, en

un presunto intento de asalto con la modalidad “entradera”. También se investiga si el crimen fue cometido por una venganza, ya que a la víctima no le faltaba ninguna pertenencia.


Según informaron fuentes policiales a NA, el crimen ocurrió cerca de las 10 en una vivienda situada en Gelpi al 900, en la zona sur de esa localidad del oeste del Gran Buenos Aires. El hombre se encontraba pintando las rejas del frente de su casa, tarea para la que había pedido vacaciones en su trabajo, cuando fue sorprendido por al menos tres delincuentes armados.


Una de las hipótesis indica que el dueño de casa se resistió a que los asaltantes entraran a la vivienda, donde se encontraba una empleada que cuida a su hijo de 4 años, por lo que le efectuaron dos disparos en el pecho. Los tiros fueron oídos por los vecinos de la zona y por la empleada de la víctima que se encontraba en el patio trasero, y al salir de la casa se encontró con el hombre malherido en el piso y llamó de inmediato a la policía y a una ambulancia.


El hombre falleció en el lugar, y según comentó una vecina el servicio de emergencia tardó en llegar al lugar. Contó ante la prensa que la víctima junto a su familia había llegado hace unos meses a vivir al barrio y que ella salió de su casa al escuchar los disparos. “Cuando lo vi ya estaba muerto en el piso. Era una persona amable, que estaba si necesitabas ayuda. Estoy muy angustiada por la esposa de él y también preocupada por mis hijos porque no se puede estar ni en la vereda”, señaló la mujer.


La vecina dijo además que la esposa de la víctima no estaba en la casa al momento del hecho, ya que se encontraba trabajando, y el hijo estaba en el jardín. “La policía sabe que son dos tipo que andan dando vueltas, pero no hacen nada”, contó la vecina.


comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter
imagen

Lo mataron cuando pintaba las rejas de su casa

Un hombre de 38 años fue asesinado a tiros ayer cuando pintaba las rejas del frente de su casa, en la localidad bonaerense de Ituzaingó, en
un presunto intento de asalto con la modalidad “entradera”. También se investiga si el crimen fue cometido por una venganza, ya que a la víctima no le faltaba ninguna pertenencia.

Según informaron fuentes policiales a NA, el crimen ocurrió cerca de las 10 en una vivienda situada en Gelpi al 900, en la zona sur de esa localidad del oeste del Gran Buenos Aires. El hombre se encontraba pintando las rejas del frente de su casa, tarea para la que había pedido vacaciones en su trabajo, cuando fue sorprendido por al menos tres delincuentes armados.

Una de las hipótesis indica que el dueño de casa se resistió a que los asaltantes entraran a la vivienda, donde se encontraba una empleada que cuida a su hijo de 4 años, por lo que le efectuaron dos disparos en el pecho. Los tiros fueron oídos por los vecinos de la zona y por la empleada de la víctima que se encontraba en el patio trasero, y al salir de la casa se encontró con el hombre malherido en el piso y llamó de inmediato a la policía y a una ambulancia.

El hombre falleció en el lugar, y según comentó una vecina el servicio de emergencia tardó en llegar al lugar. Contó ante la prensa que la víctima junto a su familia había llegado hace unos meses a vivir al barrio y que ella salió de su casa al escuchar los disparos. “Cuando lo vi ya estaba muerto en el piso. Era una persona amable, que estaba si necesitabas ayuda. Estoy muy angustiada por la esposa de él y también preocupada por mis hijos porque no se puede estar ni en la vereda”, señaló la mujer.

La vecina dijo además que la esposa de la víctima no estaba en la casa al momento del hecho, ya que se encontraba trabajando, y el hijo estaba en el jardín. “La policía sabe que son dos tipo que andan dando vueltas, pero no hacen nada”, contó la vecina.

comentarios

imagen imagen
Login