ciudadanodiario.com.ar
La impactante historia del rescatista argentino en Grecia
Cargando...
Por Redacción

La impactante historia del rescatista argentino en Grecia



La fotografía del argentino Nicolás Migueiz Montán, un guardavida de 34 años que viajó a la isla de Lesbos para colaborar con las tareas de rescate, mientras rescata a un niño refugiado tras un naufragio recorre el mundo.


“Al principio era muy gratificante, pero ahora se está complicando cada vez más y se hace cada vez más difícil. Está haciendo mucho frío y se viven situaciones muy dramáticas”, contó el rescatista en un programa de radio.




Nacido en el partido bonaerense de Pilar, Nicolás es profesor de educación física y vive desde el 2008 en Barcelona, donde trabaja como guardavida. Cuando terminó la temporada alta en esa ciudad española, viajó a Grecia junto al uruguayo Daniel (su apellido no trascendió hasta el momento) y la argentina Fiorella Crotti para ayudar en las tareas de rescate organizadas por la ONG Proactiva Open Arms por la crisis inmigratoria que se vive en las costas del Mar Egeo.



 


“Terminó la temporada y quisimos venir para ver si servía dar una mano. Cuando llegamos acá vimos que cuando arriba la barca se complicaba el desembarco porque las autoridades no se metían a acercar las barcas. Los inmigrantes vienen con chalecos salvavidas que son de muy mala calidad y se ahogaban 50 o 100 metros de la costa”, contó.


comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter

La impactante historia del rescatista argentino en Grecia

La fotografía del argentino Nicolás Migueiz Montán, un guardavida de 34 años que viajó a la isla de Lesbos para colaborar con las tareas de rescate, mientras rescata a un niño refugiado tras un naufragio recorre el mundo.

“Al principio era muy gratificante, pero ahora se está complicando cada vez más y se hace cada vez más difícil. Está haciendo mucho frío y se viven situaciones muy dramáticas”, contó el rescatista en un programa de radio.

Nacido en el partido bonaerense de Pilar, Nicolás es profesor de educación física y vive desde el 2008 en Barcelona, donde trabaja como guardavida. Cuando terminó la temporada alta en esa ciudad española, viajó a Grecia junto al uruguayo Daniel (su apellido no trascendió hasta el momento) y la argentina Fiorella Crotti para ayudar en las tareas de rescate organizadas por la ONG Proactiva Open Arms por la crisis inmigratoria que se vive en las costas del Mar Egeo.

 

“Terminó la temporada y quisimos venir para ver si servía dar una mano. Cuando llegamos acá vimos que cuando arriba la barca se complicaba el desembarco porque las autoridades no se metían a acercar las barcas. Los inmigrantes vienen con chalecos salvavidas que son de muy mala calidad y se ahogaban 50 o 100 metros de la costa”, contó.

comentarios

Login