Independiente cerró el torneo goleando 3 a 0 a Quilmes
Cargando...
Por Redacción

Independiente cerró el torneo goleando 3 a 0 a Quilmes



Independiente a la espera de la asunción del técnico Gabriel Milito, goleó a Quilmes por 3-0, de visitante, en un encuentro por la 16ta. y última fecha de la Zona 1 del torneo de fútbol de Primera División.


Los goles del equipo que dirige interinamente Fernando Berón los convirtieron Emiliano Rigoni (6 minutos), Diego Vera (11) y Víctor Cuesta (42), todos en el primer tiempo.


El conjunto de Avellaneda, con el triunfo, terminó tercero con 27 puntos; en tanto que Quilmes, con la derrota, se quedó con 15 unidades.


Independiente, con un 4-1-3-2, asumió el protagonismo desde el inicio, se puso en ventaja a los 6 minutos con el gol de Rigoni y la amplió a los 11 con un tanto de Vera. Y a partir de ese momento manejó el partido con mucho volumen de juego y un fútbol ambicioso, al punto que a los 42, Cuesta decretó el 3-0.


A todo esto, Quilmes, con un 3-4-1-2, estuvo muy flojo en defensa, sin presión en la mitad de la cancha y casi nulo en ataque.


El segundo tiempo estuvo demás, más allá de las variantes y alguna que otra llegada en los dos arcos y ambos equipos cerraron su participación en el torneo.


comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter
imagen
imagen
imagen
imagen

Independiente cerró el torneo goleando 3 a 0 a Quilmes

imagen

Independiente a la espera de la asunción del técnico Gabriel Milito, goleó a Quilmes por 3-0, de visitante, en un encuentro por la 16ta. y última fecha de la Zona 1 del torneo de fútbol de Primera División.

Los goles del equipo que dirige interinamente Fernando Berón los convirtieron Emiliano Rigoni (6 minutos), Diego Vera (11) y Víctor Cuesta (42), todos en el primer tiempo.

El conjunto de Avellaneda, con el triunfo, terminó tercero con 27 puntos; en tanto que Quilmes, con la derrota, se quedó con 15 unidades.

Independiente, con un 4-1-3-2, asumió el protagonismo desde el inicio, se puso en ventaja a los 6 minutos con el gol de Rigoni y la amplió a los 11 con un tanto de Vera. Y a partir de ese momento manejó el partido con mucho volumen de juego y un fútbol ambicioso, al punto que a los 42, Cuesta decretó el 3-0.

A todo esto, Quilmes, con un 3-4-1-2, estuvo muy flojo en defensa, sin presión en la mitad de la cancha y casi nulo en ataque.

El segundo tiempo estuvo demás, más allá de las variantes y alguna que otra llegada en los dos arcos y ambos equipos cerraron su participación en el torneo.

comentarios

imagen imagen
Login