ciudadanodiario.com.ar
Aplastante victoria de Abe augura cambios profundos en Japón
Cargando...
Por Redacción

Aplastante victoria de Abe augura cambios profundos en Japón



El primer ministro de Japón, el conservador Shinzo Abe, obtuvo una arrolladora victoria en las elecciones celebradas este pasado domingo, que él mismo había adelantado consciente de su fuerza y, sobre todo, de la división entre la oposición a su gobierno.


La coalición que forman su grupo político, el Partido Liberal Democrático (PLD), y la formación budista Komeito lograron 326 de los 475 escaños de la Cámara Baja del Parlamento. Con esta gran mayoría de dos tercios, que también le dará el control de los 17 comités parlamentarios, el Gobierno de Abe tendrá las manos libres para seguir adelante con su política económica con el fin de sacar al país de la recesión.


“La economía, lo primero”, declaró Abe exultante a la televisión NHK en la sede de su partido tras conocer los resultados. Además de continuar con su programa de multimillonarios estímulos a base de obras públicas y con el crédito fácil y la depreciación del yen para potenciar las exportaciones, su Gobierno intentará reformar el mercado laboral para flexibilizarlo y darle mayor cabida a la mujer. Junto a la negociación con Estados Unidos de un tratado de libre comercio en el Pacífico, Abe impulsará la reactivación del medio centenar de reactores nucleares que siguen parados desde el desastre de Fukushima en 2011.A pesar de la fuerte oposición social, su puesta en marcha resulta vital para dejar de depender de las costosas importaciones de petróleo y gas natural licuado.


Pero no sólo la economía centra la agenda de Abe, que también tiene previsto potenciar el creciente nacionalismo nipón. Para hacer frente al auge de China, que le disputa el liderazgo en Asia,además de las islas Senkaku (Diaoyu), se ha propuesto reforzar el papel internacional de Japón, empeñado desde hace años en dejar de ser un “gigante económico, pero enano político”.


Entre sus aspiraciones destaca la reforma de la Constitución pacifista impuesta por EE.UU. después de su derrota en la II Guerra Mundial para permitir operaciones militares de su Ejército en el extranjero y crearle mayor capacidad ofensiva. “Reformar la Constitución ha sido el deseo largamente ambicionado por nuestro partido desde su fundación”, anunció Abe, quien se comprometió a “hacer los esfuerzos para que crezca el debate público sobre este asunto”.



comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter

Aplastante victoria de Abe augura cambios profundos en Japón

El primer ministro de Japón, el conservador Shinzo Abe, obtuvo una arrolladora victoria en las elecciones celebradas este pasado domingo, que él mismo había adelantado consciente de su fuerza y, sobre todo, de la división entre la oposición a su gobierno.

La coalición que forman su grupo político, el Partido Liberal Democrático (PLD), y la formación budista Komeito lograron 326 de los 475 escaños de la Cámara Baja del Parlamento. Con esta gran mayoría de dos tercios, que también le dará el control de los 17 comités parlamentarios, el Gobierno de Abe tendrá las manos libres para seguir adelante con su política económica con el fin de sacar al país de la recesión.

“La economía, lo primero”, declaró Abe exultante a la televisión NHK en la sede de su partido tras conocer los resultados. Además de continuar con su programa de multimillonarios estímulos a base de obras públicas y con el crédito fácil y la depreciación del yen para potenciar las exportaciones, su Gobierno intentará reformar el mercado laboral para flexibilizarlo y darle mayor cabida a la mujer. Junto a la negociación con Estados Unidos de un tratado de libre comercio en el Pacífico, Abe impulsará la reactivación del medio centenar de reactores nucleares que siguen parados desde el desastre de Fukushima en 2011.A pesar de la fuerte oposición social, su puesta en marcha resulta vital para dejar de depender de las costosas importaciones de petróleo y gas natural licuado.

Pero no sólo la economía centra la agenda de Abe, que también tiene previsto potenciar el creciente nacionalismo nipón. Para hacer frente al auge de China, que le disputa el liderazgo en Asia,además de las islas Senkaku (Diaoyu), se ha propuesto reforzar el papel internacional de Japón, empeñado desde hace años en dejar de ser un “gigante económico, pero enano político”.

Entre sus aspiraciones destaca la reforma de la Constitución pacifista impuesta por EE.UU. después de su derrota en la II Guerra Mundial para permitir operaciones militares de su Ejército en el extranjero y crearle mayor capacidad ofensiva. “Reformar la Constitución ha sido el deseo largamente ambicionado por nuestro partido desde su fundación”, anunció Abe, quien se comprometió a “hacer los esfuerzos para que crezca el debate público sobre este asunto”.

comentarios

Login