ciudadanodiario.com.ar
A postergar los festejos
Cargando...
Por Redacción

A postergar los festejos



La Juventus, líder destacado, perdió 2-1 en el derbi en el terreno del Torino, este domingo en la 32ª jornada de la Serie A, pero el segundo clasificado, la Lazio, no pudo aprovecharlo, ya que firmó un empate decepcionante en casa ante el Chievo (1-1). La ventaja de la ‘Juve’ sobre la Lazio es de 14 puntos cuando quedan apenas 18 en juego.



En el derbi de Turín, la Juventus llegó a adelantarse en el marcador en el 35 con una falta directa perfectamente ejecutada por Andrea Pirlo.


Al borde del descanso igualó provisionalmente el Torino por medio de Matteo Darmian (45), que recibió en la frontal del área, tocó para elevar en el área y aprovechó el autopase para lograr el empate.


En la segunda parte, los locales consiguieron la remontada definitiva con un gol de Fabio Quagliarella en el 57, que aprovechó un pase de la muerte en el área de Darmain. Quagliarella liquidó así las esperanzas de su exequipo, en el que militó de 2010 a 2014.


Pese a este revés, el camino de la Juventus hacia el ‘Scudetto’ no peligra por la gran ventaja del equipo y parece únicamente cuestión de tiempo saber cuándo se proclama campeón.


comentarios

Compartir en facebook
Compartir en twitter

A postergar los festejos

La Juventus, líder destacado, perdió 2-1 en el derbi en el terreno del Torino, este domingo en la 32ª jornada de la Serie A, pero el segundo clasificado, la Lazio, no pudo aprovecharlo, ya que firmó un empate decepcionante en casa ante el Chievo (1-1). La ventaja de la ‘Juve’ sobre la Lazio es de 14 puntos cuando quedan apenas 18 en juego.
En el derbi de Turín, la Juventus llegó a adelantarse en el marcador en el 35 con una falta directa perfectamente ejecutada por Andrea Pirlo.
Al borde del descanso igualó provisionalmente el Torino por medio de Matteo Darmian (45), que recibió en la frontal del área, tocó para elevar en el área y aprovechó el autopase para lograr el empate.
En la segunda parte, los locales consiguieron la remontada definitiva con un gol de Fabio Quagliarella en el 57, que aprovechó un pase de la muerte en el área de Darmain. Quagliarella liquidó así las esperanzas de su exequipo, en el que militó de 2010 a 2014.
Pese a este revés, el camino de la Juventus hacia el ‘Scudetto’ no peligra por la gran ventaja del equipo y parece únicamente cuestión de tiempo saber cuándo se proclama campeón.

comentarios

Login